Apertura en monopolio de combustibles no garantiza suministro ni baja precios, asegura RECOPE

reacciónAnálisis realizado por la Refinadora sostiene que el plan es ambiguo y no tiene sustento técnico

El proyecto de ley que pretende una apertura del mercado de hidrocarburos en el país a través de un reférendum no garantiza el suministro en todo el país ni representará una reducción en el precio de los combustibles, razón por la cual la Refinadora Costarricense de Petróleo (RECOPE) lo calificó de inconveniente.

La presidente ejecutiva de esa entidad, Sara Salazar, afirmó que la iniciativa que impulsa el grupo “NO MÁS RECOPE“, los pondrá en desventaja, de acuerdo con un análisis realizado por el departamento jurídico de la entidad. El plan de convocar a un referéndum ya cuenta con aval del Tribunal Supremo de Elecciones para la recolección de firmas.

El problema es que el documento propone la apertura del monopolio, pero no define quienes serán los responsables de garantizar el abastecimiento., afirmó el director jurídico de RECOPE, Mayid Brenes.

Entre algunas de las falencias técnicas, sostuvo que no se dan herramientas para que se compita en igualdad de condiciones, se resta competencia a la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (ARESEP) para establecer un modelo tarifario eficiente y no define reglas para evitar el comercio desleal.

“Se generará una inseguridad jurídica sobre la infraestructura portuaria y el uso de los muelles petroleros, debido a que no se define al responsable de su administración. RECOPE ha construido dos muelles, se quedará con las deudas y nuestro capital pasará de manos públicas a privadas“ dijo Brenes.

Por su parte el jefe de estudios económicos de RECOPE, Luis Carlos Solera, advirtió de las implicaciones técnicas que significaría abrir el mercado.

Según él, el modelo de apertura no establece condiciones para que ingresen nuevos participantes, ni para que operen en libre competencia.

“El proyecto de ley no considera las características propias de la industria de los hidrocarburos, la cual es de capital intensiva y en donde para ser rentable se debe aumentar su participación en el mercado. En Costa Rica esto significa una mayor concentración y eso conducirá a la formación de oligopolios o monopolios que serían privados", dijo.

Las autoridades de RECOPE señalaron que es una falacia la idea sobre una reducción en los precios de los combustibles para los consumidores, con la apertura del mercado.

Solera indicó que el precio seguirá fijado por la ARESEP sin importar si hay más actores, por lo cual esa condición se mantiene.

Además que el costo internacional de los combustibles, que representa entre un 40 por ciento y un 48 por ciento del precio final, será el mismo para cualquier actor, sea RECOPE o una empresa internacional.

“De manera sistemática entes internacionales han reconocido que la Refinería es eficiente realizando importaciones de combustible, y consigue los precios más bajos en la región“ manifestó Solera.

En materia de salarios, sostuvo que los beneficios de la convención colectiva se han venido reduciendo y que los salarios de RECOPE están por debajo de los que se pagan en esta industria, otra razón más por la que no habría una disminución en los precios cuando vengan empresas privadas.

“El sistema de precios máximos que contempla el proyecto beneficiará a las empresas y no a los consumidores, por lo que el costo del gas licuado de petróleo, el asfalto, y el búnker incluso aumentarán porque no se contemplan en la iniciativa“ afirmó.

Consultada en caso de que se corrigen todas estas deficiencias, la jerarca de RECOPE, Sara Salazar, sostuvo que es mejor mantener el mercado de hidrocarburos bajo el manejo estatal.

Actualmente el grupo “NO MÁS RECOPE“ ha tenido retrasos en la recolección de firmas para llevar a cabo este referéndum.