Audiencia sobre megapuerto en Limón fue suspendida tras enfrentamiento

Un altercado entre guardas privados y miembros del Sindicato de Japdeva (Sintrajap) obligó a suspender la audiencia pública para discutir la viabilidad ambiental de un megapuerto en Limón este sábado por la tarde.

La información la brindó el abogado ambientalista que se opone al proyecto, Álvaro Sagot.

abogado ambientalista, álvaro sagot

El viceministro de Seguridad Pública, Celso Gamboa, confirmó el incidente ocurrido en el gimnasio Eddy Bermúdez en el centro de la provincia caribeña y afirmó que no hubo heridos ni detenidos tras "el conato de violencia".

Según Gamboa, a pesar de que "el ruido no permitía el desarrollo normal de la actividad, se evacuaron todas las dudas (de los limonenses)". El "conato de violencia" ocurrió debido a la amenaza a la integridad de los funcionarios públicos presentes, dijo Gamboa.

viceministro de seguridad, celso gamboa

La audiencia, convocada por la Secrearía Técnica Nacional Ambiental (Setena) para discutir el proyecto de APM Terminals, inició a las 8 a.m. con una participación de 600 personas, capacidad máxima del sitio.

Esto causó que algunos ciudadanos tuvieran que quedarse afuera y no pudieran participar de la actividad. El incidente ocurrió aproximadamente a la 1:40 p.m, según Gamboa.

Sagot narró que la situación sucedió cuando la Setena analizaba un recurso de nulidad que él presentó contra la actividad.

El abogado argumentó que los presentes no podían escuchar las respuestas ni observar el material reproducido por la parte defensora del proyecto en una pantalla localizada lejos de la gradería.

abogado álvaro sagot

El secretario de finanzas de Sintrajap, Antonio Well, explicó que la gradería defendió al secretario general de la organización, Ronaldo Blear, cuando este se levantó a averiguar el desenlace de la apelación presentada por Sagot.

"Allí había más policías que ciudadanos, eso estaba planificado, porque quitaron los maletines y las pantallas en menos de cinco segundos", manifestó Well.

Sagot dijo que el incidiente no pasó a más y no debió causar la suspensión de la actividad.