Japoneses celebran concurso del bebé más llorón, un ritual de 400 años

tradiciónEl llanto de un bebé es sagrado para los japoneses y lo consideran una oración por la salud

Miles de japoneses participaron el domingo en un concurso en donde los pucheros y los gemidos son la principal atracción. La idea: encontrar al bebé más llorón o al que suelte la lágrima primero.

La competencia se lleva a cabo en todo el territorio japonés y participan niños con edades entre los seis y 18 meses, quienes son sostenidos por sumos dentro de un cuadrilátero. Cuando la justa inicia un árbitro grita a los niños hasta que alguno se echa a llorar. El que lo logré primero es el ganador.

Este ritual ancestral tiene 400 años y se cree de buena suerte. Para los japoneses el llanto de los bebés es sagrado, pues se lo considera como una oración por la salud.