País tramita crédito por $417 millones con Banco Mundial para pagar 30% de deuda con la CCSS

arreglo​Entidad está obligada a presentar cronograma de inversiones y metas para ejecutar el dinero

El gobierno tramita un préstamo de $417 millones para pagar el 30 por ciento de la deuda histórica que mantiene el Estado con la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS).

Se trata de un crédito del Banco Mundial que obligaría a la CCSS a diseñar un cronograma de proyectos, metas y objetivos en los que se invertirá el dinero conforme se vaya desembolsando.

El gerente financiero de la CCSS, Gustavo Picado, explicó que la idea del préstamo por resultados surgió en la comisión interinstitucional con el Ministerio de Hacienda que desde agosto del año anterior busca formas para reducir la deuda histórica del Estado con esa institución.

gerente financiero de la ccss, gustavo picado

Picado precisó que actualmente se trabaja en el diseño de un plan de trabajo y de establecer las metas que se financiarán con el dinero.

De aprobarse, la CCSS recibirá $417 millones (¢225 mil millones al tipo de cambio actual).

Entre los proyectos que valora la CCSS para invertir con esos recursos destacan remodelaciones en el hospital William Allen de Turrialba, el hospital Manuel Mora de Golfito y el Max Peralta de Cartago.

También se destinará dinero para el reforzamiento de servicios médicos en 50 Áreas de Salud en todo el país y se pretende concluir la segunda y tercera fase del Expediente Digital Único en Salud (Edus).

GERENTE FINANCIERO DE LA CCSS, GUSTAVO PICADO

La deuda histórica del Estado con la CCSS data de finales de la década de los noventas y actualmente suma ¢750 mil millones.

"Si bien el préstamo solo permitiría cancelar o reducir un parte de la deuda, lo que buscamos es que se pueda recuperar parte del dinero y luego buscaremos otras formas de pago para ir amortiguando en el futuro", agregó Picado.

De los ¢750 mil millones, unos ¢300 mil millones corresponden al traslado de programas del Ministerio de Salud a la CCSS.

Otro rubro de ¢300 mil millones se adeuda por concepto del subsidio que brinda el Estado a adultos mayores, personas con VIH, indigentes y niños que no tiene seguro y que deben recibir atención médica.

Otros ¢50 mil millones son por la ley 8111 del Plan Nacional de Vacunación que debe costear la CCSS y el Estado en conjunto.

La iniciativa del préstamo con el Banco Mundial será enviada mediante un proyecto de ley a la Asamblea Legislativa en el último trimestre de este año, según confirmó Picado.