Testosterona en gel puede reducir síntomas de depresión en adultos mayores, según Instituto Biomédico de EE.UU.

#PuraVidaLas terapias hormonales deben seguirse únicamente bajo preescripción médica, advierte experto

La aplicación de testosterona en gel puede reducir los síntomas de la depresión y aumentar ligeramente el deseo sexual en adultos mayores 65 años con bajos niveles hormonales.

Así lo confirma un reciente estudio científico conducido por el Instituto de Investigación Biomédico de Los Ángeles (LA Biomed), en Estados Unidos.

The New England Journal of Medicine publicó el análisis, Efectos de la Testosterona en adultos mayores, en su última edición.


Los resultados validaron la efectividad de este tipo tratamiento para combatir los síntomas asociados al déficit hormonal masculino, indica la publicación.

Para el urólogo, Roy López se trata de buenas noticias para los hombres, quienes en a partir de los 40 años empiezan a presentar una descenso normal en los niveles de esta sustancia.

No obstante, aclaró que el uso de terapia hormonal debe seguirse solo bajo prescripción médica.

El médico explicó que si bien es cierto el estudio se concentró en la aplicación del gel, en el mercado se pueden encontrar dos presentaciones más, pastillas e inyectables.

Paso a paso

Los investigadores analizaron los casos de 51.085 hombres de más de 65 años, de lo cuales 790 fueron diagnosticados con bajos niveles de testosterona.

Para realizar una observación comparativa, a los participantes se les dividió en dos grupos, el primero se aplicó testosterona en gel diariamente por un año, mientras que el otro un gel con placebo.

Durante el estudio, los hombres respondieron cuestionarios relacionados con sus funciones físicas, emocionales y sexuales en tres momentos del tratamiento, al inicio, a los 6 meses y al año.

Asimismo, se realizaron exámenes de sangre para observar la conducta de las hormonas.

Al finalizar el trabajo de campo, los investigadores revisaron los resultados de ambas pruebas, cuestionarios y resultados sanguíneos.

Los especialistas determinaron que aquellos pacientes bajo tratamiento real presentaron niveles hormonales de hombres más jóvenes, así como un mejoramiento general de las funciones sexuales en tres áreas: aumento del deseo, de la frecuencia sexual y la capacidad de erección.

Además, este grupo mostró un descenso de los síntomas de la depresión, comparados con los que se aplicaron placebo.

No obstante estos resultados, el grupo investigador aclaró que se requiere más investigación para determinar los riesgos asociados a esta terapia.

Por ello, médicos internacionales y nacionales coinciden en la importancia de obtener un diagnóstico médico antes de someterse a un tratamiento de este tipo.

El doctor López explicó que la testosterona es la responsable de preservar o mantener la masa muscular, la líbido, la producción de espermatozoides, la densidad ósea, la producción de células rojas, la distribución de la grasa y el crecimiento del cabello.

Por ello, controlar los niveles y mantenerlos bajo control a medida que se envejece es esencial para los varones, quienes pueden sufrir una serie de malestares sino reciben atención médica oportuna.


Si se identifica con estos síntomas, lo más conveniente es visitar a un especialista para recibir una valoración completa, recomendó el urólogo.

El especialista precisó que a partir de los 40 años, los hombres deben realizar actividad física y seguir una dieta balanceada, ya que la obesidad es uno de los principales factores de riesgo asociados a los trastornos serios de desequilibrio hormonal.