Baja de hasta un 60% en lluvias durante julio y agosto amenaza producción en Guanacaste

La provincia de Guanacaste tendrá una disminución de las lluvias de hasta un 60 por ciento durante los próximos dos meses, según confirmó el Instituto Meteorológico Nacional (IMN), lo que tendrá efectos negativos en la industria agrícola y ganadera de la región.

meteorólogo imn, daniel poleo

Según las proyecciones julio será el mes más seco, con una merma en las precipitaciones de hasta un 60 por ciento en relación al año anterior, mientras que en agosto se espera una disminución de entre un 40 y un 60 por ciento. El patrón de sequía durante estos dos meses puede incluso prolongarse para lo que resta del año, según el meteorólogo del IMN, Daniel Poleo, lo cual genera preocupación en el sector productivo de la región.

director regional mag, oscar vázquez

El Ministerio de Agricultura (MAG), confirmó que en la provincia ya se reporta un 40 por ciento de disminución de los pastos debido a la escasez precipitaciones, lo cual genera una afectación directa sobre ganado.

En Guanacaste existen 330 mil hectáreas dedicadas a la actividad ganadera.

El director regional del MAG, Oscar Vázquez, confirmó que ya han constatado la disminución del forraje en toda la provincia.

Una zona para pastar normalmente dura 30 días en recuperarse y ya llevamos un mes sin lluvias, dijo Vázquez, quien señaló que la falta de alimento para el ganado afecta la producción de leche y carne en la región.

Por su parte, el presidente de la Cámara Nacional de Agricultura y Agroindustria (CNAA), Juan Rafael Lizano, destacó que la situación es "preocupante". Ellos esperan que el Gobierno tome cartas en el asunto con el objetivo de mejorar la situación de los ganaderos y agricultores.


presidente cnaa, juan rafael lizano

De acuerdo con Lizano durante junio hubo un déficit de 65 por ciento del forraje para alimentar al ganado, lo cual tiene muy preocupado al sector.

Además del ganado, Guanacaste también es una zona conocida por la producción de diversos productos, entre ellos arroz, caña de azúcar, maíz y frijol, entre otros, los cuales también pueden sufrir las consecuencias de una sequía.

La falta de lluvias en esa región se debe a la presencia del fenómeno del Niño, que ocasiona una disminución de las precipitaciones en el Pacífico..