Científicos ticos participan en creación de nuevo antídoto contra veneno de serpiente mamba negra

#BuenasNoticiasContraveneno es realizado con anticuerpos humanos y se encuentra en etapa experimental

Tres científicos del Instituto Clodomiro Picado de la Universidad de Costa Rica (ICP-UCR) colaboraron en la creación del primer antídoto capaz de neutralizar el veneno de la serpiente mamba negra realizado con anticuerpos humanos.

El contraveneno se encuentra en etapa experimental y fue desarrollo por los investigadores ticos José María Gutiérrez, Bruno Lomonte y Ana Silvia Arias, junto con la empresa inglesa Iontas -dedicada a descubrir y optimizar anticuerpos humanos para el desarrollo de medicamentos– y la Universidad Técnica de Dinamarca.

Dicho antídoto consiste en un panel de anticuerpos humanos específicos contra las dendrotoxinas de la mamba negra, la serpiente venenosa más grande de África.

"Este es apenas un paso preliminar, falta mucho para poder tener un antiveneno ‘humano’ que neutralice por completo este veneno de mamba. Lo importante aquí es que, por primera vez, se produce a nivel experimental un antiveneno 100% humano a partir de la tecnología de ADN recombinante", explicó el investigador doctor Gutiérrez, en un comunicado enviado por la UCR.

Los antivenenos existentes se diferencian de este porque provienen del plasma de animales hiperinmunizados –inmunidad mayor a lo normal– y su formulación. Con esto si bien logra anular el envenenamiento de manera efectiva, al ser de origen animal puede provocar algunas reacciones alérgicas en las personas.

Así que este antídoto, realizado con colaboración de los científicos costarricenses, promete ser más compatible con el organismo y por ende tener menor probabilidad de reacciones perjudiciales.

"Cuando los antivenenos son producidos de plasma de equinos, al seguir buenas prácticas de manufactura, son muy eficaces y seguros, en pocos casos inducen a reacciones adversas. No obstante, estas reacciones pueden ocurrir y, por eso, se trabaja en terapias aún más compatibles", aseguró el Dr. Gutiérrez.

Este antídoto ya fue probado en ratones con resultados positivos. Los roedores con el anticuerpo lograron estar protegidos de los efectos perjudiciales que origina el veneno de la mamba negra. No obstante, todavía faltan más investigaciones para asegurar su eficacia y calidad antes de ser usado directamente en las personas. Ese será el siguiente paso de los científicos, generar nuevas defensas contra estos venenos.

En la actualidad, las personas más afectadas por el mordedura de serpiente son aquellas que viven en zonas tropicales de alta vulnerabilidad social y económica. Se calcula que cada año cerca de 2 millones de personas son víctimas de una picadura de serpiente. De esa cifra ocurren más de 100 mil muertes y casi 400 mil víctimas quedan con secuelas permanentes como amputaciones.