Ciudad Suárez

Goles: Luis Suárez (39”, 85”)

Wayne Rooney (75”)

Uruguay le sigue dando esperanzas a Costa Rica. Primero por perder contra nosotros; segundo, por desnudar a Inglaterra. Con Luis Suárez -el perro del gol- al frente, los uruguayos prácticamente sepultaron las posibilidades inglesas de clasificar a la segunda ronda de Brasil 2014.

En el Arena Corinthians de Sao Paulo, uruguayos e ingleses jugaron un partido cerrado, disputado. Los uruguayos con un par de variaciones con respecto a su debut del sábado anterior contra Costa Rica. Tabárez apostó por Lugano, Gargano y Forlán en la banca. Inglaterra confió en los hombres habituales.

Lodeiro cumplió. Surtió a Suárez y a Cavani. Cristian Rodríguez, un joven de 19 años, en el lugar de Lugano, también. El DT. Tabárez supo comprobar que hay una generación ya superada en Uruguay.

Suárez cobró un par de tiros de esquina con chanfle al primer palo, como quien busca el gol olímpico. Joe Hart, guardameta inglés, sudó la gota gorda en ambos córners.

Rooney se anunció, por su parte, en tiro libre de los ingleses desde la izquierda, Cobró Gerrard y Rooney, en segundo palo, cabeceó hacia el poste. Jugada rara, providencial.

Minuto 39”. La bola hizo este trayecto: Lodeiro, Cavani, Suárez. Luis Suárez recibe en el aire, ahí, suspendido, se da vuelta y acomoda de cabeza el balón en el fondo de la red de los ingleses. Un golazo. Un golazo Suárez.


Así se fueron a las duchas. El segundo tiempo (aquí se contabiliza el segundo de los tiros de esquina de Suárez) empezó sin cambios en las alineaciones. Inglaterra salió a empatar. Aunque Edinsons Cavani tuvo la oportunidad de empatar al 51”, cuando , desmarcado, pateó abierto al marco de Hart.

Después, al 75” Wayne Rooney logró su esperadísimo primer gol en mundiales. Un balón desde la izquierda que recibió frente al guardameta uruguayo Muslera apenas para colocar adentro del arco. Rooney, el goleador inglés, anotaba por fin en un Mundial.

Poco después, Pereira recibió un rodillazo involuntario pero estilo MMA de Sterling. Se pensó que salía noqueado pero el durísimo de Pereira exigió a Tabárez “no salgo”. Un duro de los de antes.

Al 85”, con Inglaterra volcada buscando el gane, Muslera saca largo, Cavani toca, Gerrard despeja mal hacia atrás y Suárez recibe esos balones que en sus pies son gol. Cronistas y espectadores lo vieron, lo mismo que los ingleses y ururguayos. Era balón regalado al perro del gol. Suárez acarreó unos metros y fusiló con furia a Hart y a toda Inglaterra.

Uruguay hincó a los ingleses y le dio, a la vez, esperanza a toda Costa Rica.