Comisión legislativa da marcha atrás y elimina bono de 4 salarios extra a exempleados de Bancrédito

cambio​Bonificación se cuatro salarios base fue eliminada de proyecto de ley

Los exempleados del Banco Crédito Agrícola de Cartago (Bancrédito) que hasta hace unas semanas parecían tener asegurada una ayuda economía equivalente a cuatro salarios, perdieron de tajo ese beneficio este lunes.

La comisión que estudia asuntos relacionados con la provincia de Cartago dio marcha atrás con el proyecto de ley 20.525, el cual incluso ya había recibido su primer debate, y decidieron eliminar por completo el polémico artículo 5 de la iniciativa.

Este artículo establecía una bonificación de cuatro salarios para los trabajadores del Banco que finalizaron o vayan a finalizar su labor con la entidad, esto luego de que Bancrédito entrara en problemas financieros que lo llevaron a salir de su operación comercial.

El retiro del artículo se produjo con el apoyo de los seis diputados presentes. Solo faltó Mario Redondo quien se encuentra de viaje.

"Con esto se elimina el beneficio del proyecto y esperamos darle firmeza a las 6 de la tarde cuando votamos el acta... esperamos presentar el informe hoy mismo para que no se atrase, porque debe volver a votarse en primer debate", dijo la oficialista Emilia Molina.

La legisladora indicó que en caso de que la reforma al proyecto fiscal interrumpa ver el proyecto de Bancrédito en el plenario este martes, entonces quedará para verse en el primer lugar el próximo jueves.

Amenaza de veto

La iniciativa ya había recibido su primer debate el 8 de marzo anterior, pero la advertencia de que esta ayuda representaría para el gobierno desembolsar cerca de ¢3 mil millones hizo que el propio Poder Ejecutivo anunciara el pasado 5 de abril que lo vetaría en caso de ser aprobado.

De acuerdo con el ministro de la Presidencia, Sergio Alfaro, el proyecto recibió criterios negativos por parte de la Dirección General de Presupuesto Nacional y la Tesorería Nacional del Ministerio de Hacienda, el Banco Central, la Superintendencia de Pensiones y el interventor de esa entidad financiera.

Según el gobierno, el texto actual del proyecto -en específico el artículo 5- constituía "un riesgo financiero para el país", dada la coyuntura fiscal actual.

Con el cambio, el texto únicamente garantiza para los empleados la devolución de las sumas captadas en el fondo de garantías y jubilaciones del Banco, además insta a "procurar" la reinserción laboral en el sector público - sin decir cómo- de todos los que queden o hayan quedado cesantes. Asimismo garantiza que cualquier operación de crédito por parte de funcionarios, se mantendrá sin variaciones en sus condiciones o intereses.

Bancrédito comenzó a mostrar problemas financieros en 2016 después de que sus utilidades se redujeran un tercio en comparación con el 2015.

En abril del año anterior la entidad inició con el cierre de seis sucursales y el despido de 33 empleados. Entre el 28 de abril y el 19 de mayo otras 6 agencias también cerraron sus puertas. El 14 de julio, la institución cerró todas sus sucursales, pero sus funcionarios trabajaron -exceptuando los elementales- hasta el 28 del mismo mes.