Con un puma de metal y un espectáculo lleno de colores la cantante Katy Perry encendió el medio tiempo del Super Bowl

evento​Estuvo acompañada de Lenny Kravitz

Subida en un puma de metal gigante y con un vestido en llamas, la cantante Katy Perry protagonizó el espectáculo del medio tiempo de la edición 49 del Super Bowl, en el estadio de la universidad de Phoenix, Arizona, Estados Unidos.

Ante la mirada de millones de espectadores en el mundo, Perry, de 30 años, cantó temas como Firework, Roar California Gurls durante los doce minutos que duró el espectáculo.

Uno de los momentos más emocionantes fue cuando apareció Lenny Kravitz y cantó, junto a Perry, el tema Kissed a Girl. El concierto tuvo fuegos artificiales y se vio a Perry sobrevolando la cancha por unos minutos.

Con este espectáculo, Perry se suma a figuras como Beyonce, Madonna, The Who, Bruce Springsteen, Prince, los Rolling Stones, Paul McCartney, Sting y Michael Jackson que han cantado en el Super Bowl.

Las versión de 2014 estuvo a cargo de Bruno Mars junto al grupo Red Hot Chili Peppers. Ese año la transmisión especial fue seguida por unos 111,5 millones de espectadores tan solo en Estados Unidos y fue retransmitida en directo por más de cien países.

Perry es conocida por su vestuario atrevido y sus exitos mundiales que comenzaron en 2008.