Congreso exhorta a Gobierno de Alvarado a apoyar acciones dirigidas a suspender elecciones en Venezuela

apoyo​53 de los 54 diputados presentes aprobaron moción; solo Villalta votó en contra

Una moción que solicita al Gobierno de Carlos Alvarado adoptar una "posición clara y coherente basada en el respeto de los valores democráticos" sobre la situación de Venezuela fue aprobada la tarde de este martes por la Asamblea Legislativa.

Los diputados además exhortaron al Gobierno a apoyar todas aquellas acciones enmarcadas en el derecho internacional orientadas suspender las elecciones presidenciales en Venezuela, previstas para el próximo domingo 20 de mayo.

En esos comicios, cuestionados y desconocidos por organismos internacionales y países como Argentina y Estados Unidos, el presidente Nicolás Maduro pretende afianzarse en el poder, lo que atizaría la crisis económica y social, e irrespeto a los derechos humanos, que se vive en ese país.

La fracción del Partido Liberación Nacional fue la que impulsó la moción, la cual fue votada positivamente por 53 de los 54 legisladores presentes en el plenario; únicamente votó en contra el frenteamplista José María Villalta, quien alegó que no hubo tiempo para discutir el documento y que los temas de política internacional son "muy delicados".

En la moción además se critica la "ambivalencia" de la administración Solís Rivera respecto de la situación política y social de Venezuela, por lo que se plantea como imperativo una postura más firme de Alvarado Quesada.

La mañana de este martes, la Cancillería de la República informó por medio de un comunicado de prensa que Costa Rica respalda la declaratoria del Grupo de Lima del 14 de mayo, en la cual se hace un llamado al gobierno venezolano a suspender las elecciones presidenciales. Esto pese a que el país no suscribió dicho acuerdo debido a que la canciller Epsy Campbell no participó en la última reunión.

El grupo de Lima es una instancia multilateral que se estableció en agosto del 2017 cuyo objetivo de dar seguimiento y buscar una salida a la crisis de Venezuela. En ella participan países como Colombia, Canada y Perú.