Nicaragua tuvo intención de "amputar" territorio tico, alegó este lunes defensa nacional en La Haya

Invasión​La delegación nicaragüense presentará sus alegatos el jueves y el viernes.

Costa Rica acusó este martes a Nicaragua de incumplir un tratado de fronteras, al presentar ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, Holanda, sus alegatos en la demanda contra Managua por la invasión del territorio limítrofe de isla Portillos.

Abriendo los alegatos de CostaRica, el agente de San José ante la CIJ, Edgar Ugalde Álvarez, arremetió contra los "actos unilaterales e ilícitos de parte de Nicaragua", a la que acusó de invadir isla Portillos al acometer unos trabajos de dragado en 2010.

Según Ugalde, al enviar personal civil y militar a esa isla para abrir unos caños (canales), Managua vulneró el tratado de fronteras Cañas-Jeréz de 1858, suscrito por ambos países.

"Es una violación grave del derecho internacional y ha atentado gravemente contra la coexistencia pacífica de nuestros dos países", aseveró el diplomático, y añadió que los caños abiertos tenían la "intención precisa de transformar y amputar una parte del territorio de Costa Rica".

Desde este martes y hasta el 1 de mayo, el alto tribunal de la ONU examina esta demanda y otra presentada por Nicaragua contra Costa Rica por la construcción de una carretera en la margen derecha del Río San Juan, que marca la frontera oriental entre ambos.

El embajador costarricense en Holanda, Sergio Ugalde, denunció como "artificial" la demanda territorial de Nicaragua sobre isla Portillos, la cual, apostilló, "no vemos como un territorio sin valor, como dijo un funcionario nicaragüense".

"Nunca antes de esta invasión había hecho Nicaragua una reivindicación, ni podía Costa Rica imaginar" que así ocurriría, abundó el jurista argentino Marcelo Kohen, contratado por el gobierno de San José.

Nicaragua defiende su soberanía alegando cambios geográficos naturales en esta zona pantanosa y rica en sedimentos del río San Juan.

Según la parte costarricense, la cuestión quedó zanjada con el arbitraje encargado en 1898 al ingeniero estadounidense Edward Porter Alexander, una interpretación con la que Managua discrepa.

Durante esta etapa de conclusiones, Costa Rica presentará el testimonio de dos técnicos expertos que han hecho estudios a petición del país y que se han usado como prueba. Se trata de dos profesores de universidades del Reino Unido: Colin Thorne, profesor de Geografía Física de la Universidad de Nottingham e Ian Cowx, profesor de Ciencias Aplicadas de Pesquerías, de la Universidad de Hull.

Las pruebas entregadas por Costa Rica constituyen 5846 folios.

Las dos demandas han provocado la peor crisis diplomática en décadas entre ambos vecinos centroamericanos, aunque las partes esperan que la relación bilateral mejore tras el fallo.

Los jefes de las delegaciones, el canciller costarricense Manuel González y el embajador nicaragüense en Holanda Carlos Argüello, dijeron a la agencia de noticias AFP que sus países respetarán el fallo, que se espera a fines de año o principios de 2016.

El territorio, que Nicaragua denomina Harbour Head, es un humedal de 3 km2 protegido por la Convención internacional Ramsar, y se encuentra en el extremo oriental del río San Juan, en la costa del Caribe.

La delegación nicaragüense presentará sus alegatos en la demanda presentada por Costa Rica el jueves y el viernes.

Al margen de las sesiones, Carlos Argüello reiteró en que "este territorio pertenece a Nicaragua", y observó que su país "no está discutiendo un territorio lleno de petróleo o cosa valiosa".

"No es un asunto del que depende la seguridad o la riqueza de cualquiera de las dos naciones", añadió.

El embajador Argüello aseveró que se acatará la decisión de los jueces, y que "cualquiera que sea [el fallo de la CIJ], ya pasamos esta página y nos olvidamos de este asunto".