Cuatro muertos y 22 desaparecidos por inusual temporal en norte de Chile

desastre​Dos de las víctimas fallecieron en la ciudad de Antofagasta

El inusual temporal de lluvia que azota al árido norte de Chile ha dejado cuatro muertos y 22 desaparecidos por aludes e inundaciones provocados a causa de las crecidas de ríos que por años se mantuvieron secos, informaron fuentes oficiales.

Dos de las víctimas murieron en la ciudad de Antofagasta, una de ellas por descarga eléctrica y la otra por el colapso de un tanque de agua. Dos personas también fallecieron arrastradas por las aguas en la región de Atacama, de acuerdo con el último reporte del viceministro del Interior, Mahmud Aleuy.

"El gobierno lamenta mucho que tengamos cuatro muertos y entregamos las condolencias a los familiares", dijo el Viceministro.

El número de desaparecidos se mantenía en 22, según Aleuy, quien agregó que en Antofagasta se registraban unas 680 personas albergadas, mientras que en Atacama el número alcanzaba a las 800.

Después de varios horas de fuertes lluvias, las calles de poblados como Chañaral, El Salado, Diego de Almagro, Tierra Amarilla y de la ciudad de Copiapó, en la región de Atacama, se convirtieron en ríos que arrastraron todo a su paso.

Varias personas debieron subirse a cerros o a los techos de sus casas para evitar ser arrastradas por las aguas, en una situación descrita como similar a la de un tsunami por pobladores.

Debido a cortes de rutas provocadas por aludes, varios poblados interiores se encontraban completamente aislados, mientras en los medios de comunicación se multiplicaban los mensajes de búsquedas de personas desaparecidas o sin ubicar, debido a que también las lluvias provocaron la interrupción de los servicios de telefonía.