Cuba se reconcilia con Club de París, un paso para reducir su deuda

acercamiento​El Club de París es un foro informal de acreedores públicos creado en 1956, integrado por 19 países desarrollados

Cuba comenzó su reconciliación con el Club de París, tras casi tres décadas de divorcio, en un año en que el presidente Raúl Castro destinará un monto récord de $5.600 millones al servicio de la deuda externa.

"Vamos a cerrar la reconciliación dentro de unas pocas semanas, y después de algunas semanas o meses más tarde tendremos una negociación", dijo el presidente del Club de París y jefe del Tesoro francés, Bruno Bézard, en una visita a La Habana.

"Hemos avanzado rápido. Por la parte de Cuba y por la parte de los acreedores existe una voluntad de llevar a cabo este trabajo", agregó Bézard, quien estuvo en la isla hace unos días con el equipo del gobierno francés que prepara la visita del presidente François Hollande, el 11 de mayo.

El Club de París es un foro informal de acreedores públicos creado en 1956, integrado por 19 países desarrollados, que se dedica a buscar soluciones a las dificultades de pago de los países deudores.

Bézard calculó la deuda cubana con el Club en entre $15.000 y $16.000 millones, de los cuales $5.000 millones corresponden a Francia.

Cuba suspendió el servicio de la deuda con el Club en 1987 alegando "injerencia" de algunos de sus acreedores en la política interna de la isla comunista. Un año antes, había renegociado favorablemente sus adeudos de 1982-86.

En 2001 La Habana propuso al Club una nueva renegociación sobre una "solución razonable", pero fracasó ante las "condiciones totalmente inaceptables", exigidas por los acreedores, según el Banco Central de Cuba.

Esa parte de su deuda, que Cuba considera "inmovilizada", asciende a $7.983 millones y sería el centro de las negociaciones, pues el resto corresponde fundamentalmente a deuda comercial.