No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

Casos de Coronavirus
en Costa Rica

Nuevos
Confirmados
Muertes

Más info

aquí

¡Muchas gracias!

Hemos notado que nos visitas regularmente, por lo que nos interesa conocer tu opinión de que mejoras podemos realizar.

Demanda de países emergentes agrava tensiones por recursos hídricos, advierte ONU

​La demanda de electricidad, según las previsiones, aumentará un 70% de aquí a 2035 y más de la mitad de ese crecimiento se producirá en China e India

El crecimiento económico y demográfico, principalmente en los países emergentes, provocará en las próximas décadas un fuerte incremento de la demanda de agua y energía, con riesgos de agotamiento de los recursos del planeta, advirtió la ONU el viernes.

El consumo de agua y de energía están estrechamente ligados, subraya la UNESCO (Organización de la Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) en un Informe sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos en el Mundo.

"La producción energética representa casi 15% de las extracciones de agua, y la tendencia es al alza", en tanto que el 90% de la producción de energía mundial utiliza importantes volúmenes de agua, recuerda el documento.

Por eso, el acceso al agua corriente y a la electricidad de cientos de millones de personas genera enormes desafíos, teniendo en cuenta que un "20% de los acuíferos del planeta están sobreexplotados", advierte la UNESCO.

"La demanda de agua dulce y de energía seguirán aumentando en las próximas décadas para responder a las necesidades de las poblaciones y las economías en crecimiento, los cambios de estilo de vida y de consumo, amplificando así de forma importante las presiones sobre los recursos naturales limitados y los ecosistemas", apunta el informe, presentado en Tokio.

Actualmente, 768 millones de personas carecen de acceso seguro y regular al agua, más de 1.300 millones viven sin electricidad y casi 2.600 millones utilizan combustibles sólidos -biomasa en particular- para cocinar.

El informe predice un aumento del 55% de la demanda de agua en los próximos 35 años. "En 2050, 2.300 millones de personas vivirán en zonas sometidas a un estrés hídrico severo, en particular en el Norte de África y en Asia Central y del Sur", afirma.