Educación no prepara a ticos con síndrome de Down para ingresar al mercado laboral

exclusionAulas integradas violentan derechos humanos de esta población, afirma Asociación Síndrome de Down Costa Rica

La deuda pendiente del Estado costarricense con las personas con Síndrome de Down continúa siendo la falta de un sistema educativo vocacional para esta población.

El presidente de la Asociación Síndrome de Down Costa Rica (Asidown), Héctor Arce, comentó que la deficiente formación que reciben durante los 11 años en el sistema educativo les impide conseguir trabajo.

Presidente de Asidown, Héctor Arce

Arce detalló que es necesario reformular los planes de estudio para que los jóvenes adquieran las habilidades necesarias para continuar con su formación una vez que completan la secundaria, ya que en la mayoría de los casos se quedan estancados en ese nivel educativo.

El presidente de la Asidown manifestó que la educación de esta población debe ser más inclusiva y eliminar el sistema de aulas diferenciadas para su atención.

PRESIDENTE DE ASIDOWN, HÉCTOR ARCE

"No es posible que casi 15 años después de emitida la Ley 7.600 a la mayoría de nuestros niños con síndrome de Down se le esté llevando a las aulas integradas, donde hay una clara violación de los derechos humanos porque revuelven niños de 7 años con adolescentes de 14 años, donde están recibiendo menos lecciones que el resto de la población tanto en tiempo como en calidad", dijo Arce.

El representante de la agrupación indicó que algunas personas con la condición de discapacidad cursan el sistema educativo sin aprender a leer ni a escribir, pese a tener la capacidad para hacerlo. Esta situación los coloca en desventaja para conseguir puestos de trabajo de calidad, añadió Arce.

Asidown se encuentra trabajando con autoridades del Ministerio de Educación Pública (MEP) para aplicar la reforma necesaria a la educación de las personas con este síndrome.

Este 21 de marzo fue declarado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) como el Día Mundial de las Personas con Síndrome de Down.

En Costa Rica, nacen al año entre 100 y 110 personas con este trastorno genético, causado por la presencia de una copia extra del cromosoma 21 en vez de los dos habituales.