EE.UU. "ha alimentado" el conflicto armado colombiano, aducen expertos

Informe​La comisión de 12 investigadores analizó durante casi seis meses los “principales factores y condiciones que han facilitado o contribuido a la persistencia del conflicto”

Una comisión de académicos afirmó este martes en un informe histórico que Estados Unidos no ha sido un actor "menor" en el conflicto armado colombiano de medio siglo, pues lo "ha alimentado" con dinero, equipos y personal.

"En ese informe conocimos la participación que ha tenido los Estados Unidos en las tácticas contrainsurgentes, porque no es un ingrediente circunstancial menor" en el conflicto.

Así lo dijo a la prensa el académico Víctor Moncayo, uno de los dos relatores del informe preparado por 12 expertos y entregado el martes a los negociadores de paz del gobierno colombiano y de la guerrilla FARC en La Habana para que sirva de "insumo" en sus discusiones.

"Es una participación (de Estados Unidos) permanente, continua, con dinero, con técnica, con personal, que ha alimentado el conflicto", agregó Moncayo, exrector de la Universidad Nacional de Colombia.

El otro relator, el académico Eduardo Pizarro, dijo que "Colombia tiene que ponerse a la hora de América Latina", que ha dejado atrás la violencia como arma política, pero afirmó que su país no debe seguir los pasos de El Salvador y Guatemala, donde el fin de las guerras civiles en los años 90 no acabó con la violencia armada.

La comisión de 12 expertos investigó durante casi seis meses los "principales factores y condiciones que han facilitado o contribuido a la persistencia del conflicto", que ha dejado 220.000 muertos y 5,3 millones de desplazados en medio siglo, según cifras oficiales.

El informe fue preparado por prestigiosos académicos escogidos por ambas partes: Sergio de Zubiría, Gustavo Duncan, Jairo Estrada, Darío Fajardo, el sacerdote Javier Giraldo, Jorge Giraldo, Francisco Gutiérrez, Alfredo Molano, el francés Daniel Pécaut, Vicente Torrijos, Renán Vega y María Emma Wills.

Once de los 12 académicos hicieron un resumen de sus informes ante las dos delegaciones negociadoras, en un reunión a puertas cerradas de seis horas efectuada en el Hotel Occidental Miramar de La Habana y no en el Palacio de Convenciones, sede habitual de las pláticas de paz iniciadas en noviembre de 2012.