El boyante negocio de los moteles de fantasía en Chile

Su hora punta es al mediodía, durante el descanso de las oficinas. Una cárcel, una consulta médica, un dormitorio beduino y hasta un avión reconvertido pueden ser los escenarios para amarse por un rato: en Chile los moteles son un negocio boyante con fantasiosas alternativas.

La oferta de este tipo de alojamiento para enamorados, que incluye siempre una cama y a veces un jacuzzi, luces sugerentes y distintos accesorios de vestuario o juguetes, genera unos $40 millones al año, según fuentes del sector, aunque la discreción es proporcional a su éxito.

Aunque no todos ofrecen exóticos escenarios, en Chile existen más de 500 moteles, dijo Eugenio Saavedra, quien creó la aplicación para celulares "Motelesapp" para encontrar los mejores y más cercanos.

"Es un negocio muy rentable. La demanda pormoteles es alta", afirmó.

Ubicados en edificios camuflados o en plena carretera, llama la atención su gran abundancia en un país donde el divorcio recién fue aprobado en 2004.

Se trata de "una sociedad conservadora, donde la religión tiene una impronta muy grande (...) y está repleta de prohibiciones. Una de las prohibiciones es lo sexual expuesto, y losmoteles son un lugar de encuentro y resguardo", explicó la socióloga de la Universidad de Chile, María Emilia Tijoux.

"Va de la mano con una sexualidad fundamentalmente reprimida", opinó Tijoux. "Si la sociedad no fuese tan conservadora, no necesitaría esos dobleces, porque sería mucho más directa, explícita, menos pacata", agregó.