El mundo apagó sus luces durante 60 minutos este sábado

Miles de ciudades y pueblos de todo el mundo apagaron sus luces este sábado, durante la llamada "Hora del Planeta", una iniciativa que buscó reunir fondos para proyectos ecológicos.

Esta campaña fue lanzada por World Wildlife Fund y comenzó en 2007 en Sidney, Australia, pero la idea se extendió rápidamente a todo el mundo y se estima que cientos de millones de personas apagaron sus luces para participar en este acontecimiento el año pasado.

La Ópera y el puente de la Bahía de Sidney, en Australia, apagaron sus luces para unirse a la iniciativa y se convirtieron en los primeros lugares emblemáticos del mundo que participaron en este acontecimiento.

Hong Kong también se volvió irreconocible este sábado cuando el mayor rascacielos de esta ciudad, el International Commerce Centre, se despojó de su habitual espectáculo de luces en sus 118 pisos.

Andy Ridley, el principal ejecutivo de la Hora del Planeta, dijo antes de que Singapur se quedara a oscuras que este acontecimiento había llevado el simbolismo a las acciones concretas.

Las luces se apagaron en unas 7.000 ciudades y pueblos del mundo desde Nueva Zelanda a Nueva York, Estados Unidos.

La iniciativa pretende recolectar recursos para financiar proyectos ecológicos en el mundo como la creación de un centro para tortugas en Italia.