No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

Empuje frío se percibirá con mayor intensidad en el país entre miércoles y viernes

​Alerta verde incluye el Valle Central, el Caribe, la Zona Norte, Sarapiquí, el Pacífico Norte, montes de Oro, Puntarenas y Esparza

Entre miércoles y viernes se espera que se perciba la mayor afectación del empuje frío que ocasionó que la dirección de Gestión de Riesgo de la Comisión Nacional de Prevención de Riesgos y Atención de Emergencias (CNE) declarara este martes alerta verde en el Valle Central, el Caribe, la Zona Norte, Sarapiquí, el Pacífico Norte y las comunidades de Montes de Oro, Puntarenas y Esparza; según el pronóstico del Instituto Meteorológico Nacional (IMN).

Se espera que a medida que el sistema número nueve de la temporada se acerque hacia el sur de Centroamérica los efectos de este sean sentidos con mayor intensidad en el país, ocasionando un aumento en la presión atmosférica y favoreciendo que los vientos alisios ocasionen ráfagas de entre 50 y 70 kilómetros por hora en las zonas montañosas.

Para el miércoles se espera que alcancen entre los 70 y 90 kilómetros por hora, incluso rangos superiores en las cordilleras.

Para la Zona Norte y el Caribe están previstos acumulados de lluvia de entre 60 y 100 milímetros en lapsos de 24 horas, mientras que para el Valle Central los pronósticos apuntan a montos de entre 10 y 20 milímetros en lapsos de entre 12 y 24 horas así como incursiones de intensidad.

En el centro y sur del Pacífico se predicen lluvias aisladas, mientras que en Guanacaste se esperan lluvias intermitentes sobre sus cordilleras y sectores aledaños.

Además, la parte central del territorio nacional podría sufrir un descenso en sus temperaturas, alcanzando mediciones máximas de entre 18 y 26 grados Celsius, con registros incluso más bajos en las montañas.

"La mayor afectación por parte de este fenómeno sería entre los días miércoles y viernes. Por lo tanto, seguirá dándose evolución y desarrollo del sistema y sus posibles impactos en el país", indica la declaratoria dirigida desde el Centro de Operaciones de Emergencia (COE).

Debido a lo anterior, la CNE recomienda precaución a los bañistas en las playas debido a posibles corrientes de resaca como consecuencia del fortalecimiento de los oleajes. El llamado se extiende a las embarcaciones pequeñas que navegan en el Pacífico Norte y el Caribe.

También se llama a extremar las medidas preventivas en las zonas vulnerables a inundaciones, tales como los alcantarillados y suelos saturados, los sectores cercanos a ríos, quebradas o acequias. Además se pide precaución a los pobladores en zonas propensas a deslizamientos.

Ante el incremento de los vientos se aconseja evitar las quemas controladas y tomar acciones por su posible afectación en techos, postes, cableado eléctrico, rótulos y árboles. A los conductores se les pide precaución ante la presencia de niebla.