En Gabón, "curan" adicciones con un ritual espiritual

Consumiendo un brebaje a base de raíces de iboga, Eve espera transportarse a otro lugar. Las propiedades de la planta le harán vomitar y quizás experimentar alucinaciones. Pero la verdadera razón por la que ella ha venido a Gabón es para curar su adicción a las drogas, formando parte de un ritual llamado Witi.

Los conversos dan fe de las propiedades antiadictivas de la iboga, así como de la capacidad de abrir un diálogo con su mundo espiritual. En algunos países la sustancia está prohibida y clasificada como una droga. Pero en Gabón no hay duda de que la planta viene directa del árbol del conocimiento del jardín del Edén.

Para la mayoría en Gabón no hay duda de que el ritual es una tradición apreciada y también defendida por varias personas de la comunidad médica. Un viaje de auto-descubrimiento para algunos y de rehabilitación para otros.