Estado Islámico difunde video que muestra a militantes destruyendo valioso patrimonio arqueológico asirio

monumentos​Joyas arquitectónicas escondían un tesoro considerado como el mayor hallazgo arqueológico del siglo XX

Nimrud, cuya destrucción se muestra en un video yihadista difundido este sábado, fue la joya de Asiria, que escondía un tesoro considerado como el mayor hallazgo arqueológico del siglo XX.

El grupo Estado Islámico divulgó un video en el que muestra a militantes armados con almádenas y sierras eléctricas destruyendo tallas y bajorrelieves que representan deidades asirias.

En otra secuencia se ve una gran explosión y una nube de polvo, que sugiere que las ruinas de Nimrud -situadas en el Tigris a unos 30 kilómetros al sureste de Mosul- han sido destruidas.

Nimrud, fundado en el siglo XIII AC, es uno de los yacimientos arqueológicos más importantes del país, descrito, a menudo, como la cuna de la civilización.

"Nimrud fue la capital de Asiria, durante la era asiria", dice Abdulamir Hamdani, arqueólogo de la Stony Brook University en Nueva York.

La ciudad, que está en una lista de la UNESCO como candidata a convertirse en patrimonio de la humanidad, es el nombre árabe que se dio a un asentamiento conocido originalmente como Kalhu.

Los vestigios de la antigua ciudad fueron descritos por primera vez en 1820 y posteriormente saqueados por exploradores occidentales durante décadas. También sufrieron daños durante la invasión de Estados Unidos en 2003.

La mayoría de los hallazgos se trasladaron hace años a los museos en Mosul, Bagdad, París, Londres y otros lugares, pero las gigantes estatuas de toros alados con cabezas humanas de una belleza sin igual y los bajorrelieves quedaron en el yacimiento arqueológico.