Exposición de radios antiguas este sábado descubre la belleza de sus formas y sonidos

Colección​La muestra de 25 modelos distintos se exhibirá en Avenida Escazú este sábado 5 de setiembre

La belleza de la forma y el sonido de 25 tipos de radios antiguos, podrán ser apreciados por el público que se acerque a la exposición de estos singulares aparatos en Avenida Escazú, el sábado 5 de setiembre a partir de las 10 a.m.

Los modelos van desde aquellos icónicos llamados "catedral", de la década de los años 30, hasta algunos de los 60, que se caracterizaban por ser rectangulares y con una alta calidad de sonido.

Coleccionista y técnico, gonzalo moncada

El trío de coleccionistas, amantes y apasionados de esta tecnología son Gonzalo Moncada, Jorge Sánchez y Walter Monge, quienes en conjunto poseen más de 200 modelos.

De acuerdo con Sánchez, las radios antiguas de la exposición son de tubos (válvulas termoiónicas) y muestran el recorrido tecnológico y estético que fueron teniendo a lo largo de medio siglo.

La historia de estas cajas mágicas -según las llama Sánchez- inicia en 1910, con los radios de galena, que casi no poseían figura, y tenían unos cuantos componentes y una antena.

Al llegar la década de los 20, la creatividad comenzó a cambiar su línea estética, que se definió como una caja rectangular de metal y madera o mezcla de los dos materiales. A finales de estos años se diseñan los icónicos "catedral" y tombstone", y aunque a principios de los 40 la tecnología radial tomó impulso, se vio detenida por la Segunda Guerra Mundial.

Al terminar el conflicto bélico, las fábricas de radios se repusieron y arrancó de nuevo el desarrollo de los modelos alemanes y holandeses, con alta calidad de sonido y la incorporación de la frecuencia modulada (FM).

coleccionista de radios antiguas, jorge sánchez

La entrada del televisor en la década de los 50 provocó el declive de su preferencia como medio de comunicación, y para finales de los 60, la radio tomó un segundo lugar en los hogares.

Fue así como la tecnología radial se desarrolló hacia la popularización de los precios y la reducción de su tamaño, con fines comerciales.

En esa misma época ocurre la transferencia hacia el equipo de sonido, con bafles, y el denominado "tres en uno": tocacintas, tocadiscos y radio en un solo aparato.

A partir de esos años, reina el televisor, pero no para estos coleccionistas, quienes cuidan con esmero, reconstruyen, y escuchan sus radios con gran dedicación y orgullo.

Tanto así que Walter Monge, el más joven en esta aventura, tiene a su haber más de 70 radios, a los que considera como sus hijos.

coleccionista de radios antiguos, walter monge

La exposición de radios antiguas estará en Avenida Escazú el sábado 5 de setiembre hasta las 8 p.m., y visitarla no tiene costo alguno.