Gobierno cesa a ocho embajadores

El gobierno anunció este martes el cese de ocho embajadores, quienes deberán dejar sus cargos antes del próximo 18 de setiembre.

Los nombramientos de esos funcionarios diplomáticos no fueron renovados por el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, quien en su lugar designará a personas de su confianza.

El primero que deberá dejar su puesto, el 8 de julio entrante, es Fernando Sánchez, quien es embajador de Costa Rica ante el Vaticano.

Posteriormente, el 1 de agosto quedarán cesantes José María Tijerino, en Uruguay; Jaime Feinzaig, en Italia, y Manuel Bernardo Dengo, en la Oficina de las Naciones Unidas, en Ginebra.

El 8 de agosto, terminarán las funciones diplomáticas de María del Pilar Saborío, embajadora en el Reino Unido y concurrente ante Irlanda e Islandia, y José Rafael Torres, en República Dominicana y Haití. Un mes después, deberá dejar su cargo Adriana Prado, en El Salvador, y el 18 de setiembre, Jan Ruge Moya, en Chile.

Los sustitutos serán anunciados por Solís en las próximas semanas porque primero se requieren los beneplácitos de los países a donde serán enviados los nuevos diplomáticos.