Siete potencias mundiales dispuestas a reforzar sanciones contra Rusia "si es necesario"

Acciones​Rusia fue excluida del grupo el año pasado por el conflicto con Ucrania

Los países del G7 están dispuestos a "reforzar las sanciones" contra Rusia "si es necesario", afirmó el lunes la canciller alemana, Angela Merkel, durante su conferencia de cierre de la cumbre de las siete potencias industriales en Alemania.

"Un levantamiento de las sanciones está vinculado al respeto de los acuerdos de Minsk" que buscan principalmente el establecimiento del alto el fuego en el este de Ucrania, agregó durante su comparecencia en el castillo de Elmau, en Baviera (Alemania).

"Estamos preocupados por la reciente intensificación de los combates en la línea de contacto. Reiteramos el llamado a todas las partes para que se respete el alto el fuego y se retiren de las armas pesadas", afirmó el G7 en su comunicado final.

Los siete países del G7 (Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Reino Unido, Japón) estaban dispuestos a mostrar su firmeza y su unidad frente a Rusia, excluida de este tipo de encuentro desde la anexión de Crimea en marzo de 2014. Esta anexión condujo a la adopción de sanciones por los americanos y por los países de la Unión Europea.

"Recordamos que la duración de las sanciones debía estar claramente ligada a la puesta en marcha integral de los acuerdos de Minsk y al respeto de la soberanía de Ucrania por Rusia. Estas sanciones podrán ser levantadas cuando Rusia cumpla con sus compromisos", recalca el comunicado del G7.

"No obstante, estamos igualmente dispuestos tomar medidas restrictivas adicionales para que Rusia sufra más consecuencias si sus acciones lo hacen necesario", agrega el texto.

Los países del G7 piden a Rusia "que cese todo apoyo transfronterizo a las fuerzas separatista y que ejerza de la considerable influencia de la que dispone sobre los separatistas para que éstos cumplan totalmente los compromisos tomados en Minsk".