Imposición de la cruz de ceniza marcó el inicio de la Cuaresma este miércoles

La ceremonia de imposición de la cruz de ceniza que se celebra este miércoles marca el inicio de la Cuaresma: cuarenta días que toman los católicos de preparación para la Semana Santa.

Con este acto, la Iglesia católica abre paso a un período de penitencia y ayuno, que prepara a los creyentes para el misterio de la pasión, muerte y resurrección de Cristo.

En la Catedral Metropolitana de San José, la primera misa dedicada a la imposición de ceniza se llevo a cabo a las 8 a.m. y fue celebrada por monseñor José Rafael Quirós.

Los fieles aprovechan el acto para reconocer sus pecados, para lo cual los sacerdotes abren horarios especiales de confesión. Los curas recomiendan esperar que la ceniza desaparezca y no lavarla.