Infanta Cristina renuncia a apelar y comparecerá ante la justicia española

La infanta Cristina, hija del rey Juan Carlos de España, no apelará su imputación en un caso de fraude fiscal y comparecerá voluntariamente, anunció su abogado este sábado, en un escándalo que asestó un duro golpe a la familia real.

La defensa reiteró la inocencia de la infanta, a la que el juez José Castro, del Tribunal de Palma de Mallorca, imputó el martes por fraude fiscal y blanqueo de capitales, pero dijeron que comparecerá para no prolongar el proceso.

Los abogados aseguraron que la infanta no tiene "nada que ocultar ante el señor Juez Instructor ni ante el conjunto de la sociedad española" y juzgaron "sin fundamento jurídico" la convocatoria de los jueces.

No obstante, consideraron que la interposición de un recurso "se traduciría en una dilación del procedimiento, alargándose así la incómoda y, a su entender, injusta situación que se deriva para ella del presente procedimiento".

El juez Castro convocó a la infanta a declarar el 8 de marzo. Este caso está relacionado con los negocios de su marido, el exjugador olímpico de balonmano Iñaki Urdangarín.