No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación
    • VozYVoto.org
    • DataBaseAR.com

Atención en adolescentes en torno a relaciones impropias beneficia a generaciones futuras

Patrones de riesgo de madres adolescentes se repiten en sus hijos, según expertos

La intervención adecuada y oportuna en los adolescentes genera un impacto directo en otras dos generaciones, la suya cuando ya se torna adulta y la de sus primogénitos, según coincidió un grupo de expertos la mañana de este lunes, como parte de la instalación de un foro especial del programa Nuestra Voz para el abordaje de las relaciones impropias.

El director médico de la Clínica Herrera-Amighetti, Luis Diego Herrera, explicó la importancia que tienen las instituciones del Estado y las familias en una correcta atención a los factores que giran en torno a los jóvenes menores de edad, como por ejemplo el síndrome de Romeo y Julieta, en el cual los adolescentes creen estar viviendo un romance junto a una pareja que es varios años mayor basada en una ilusión irreal de protección y dependencia.

"Intervenir en ese momento, mientras son adolescentes, en realidad es una inversión que tiene tres golpes. Es matar tres pájaros de un tiro porque estamos invirtiendo en los adolescentes de hoy, en los adultos del mañana y en los niños de esos adultos del mañana", señaló el especialista en psiquiatría.

Herrera indicó que normalmente los patrones de riesgo de las personas se repiten de forma intergeneracional con sus sucesores.

"Ese aspecto nosotros lo vemos muchos en los casos que nos llegan, en donde tal vez el caso es a propósito de una situación de abandono o maltrato de un niño pequeñito. Pero cuando nos preguntamos, ¿y quién es la mamá? Resulta que la mamá o es una mujer joven o fue madre adolescente. Y si nos preguntamos por la abuela, la abuela fue madre adolescente", manifestó la directora de Niñez y Adolescencia en la Defensoría de los Habitantes (DHR), Kathya Rodríguez.

La funcionaria agregó que la educación se vuelve fundamental como una herramienta para la prevención, sin embargo, la mitad de los adolescentes abandona los estudios antes de finalizarlos. Esto hace que los jóvenes se sumerjan en un escenario peligroso debido a la gran cantidad de tiempo libre que adquieren, el cual es propicio para que consuman drogas o se vean involucrados en relaciones sexuales con personas que hasta duplican su edad, de las cuales muchas desencadenan un embarazo temprano.

Según estadísticas de la fundación Paniamor expuestas por su directora ejecutiva, Milena Grillo, un 25 por ciento de las gestaciones se da en jóvenes con 6 o menos años de educación, de 7 a 12 años la cifra disminuye a un 8 por ciento, mientras que de 13 en adelante cae a un 4 por ciento.

"Realmente el ligamen entre la escolaridad y maternidad, que es la que podemos hacer con las mujeres y que con los hombres no podemos hacer, es increíble", dijo Grillo.

La ley 9406 de Relaciones Impropias entró en vigencia el 13 de enero del 2017 y castiga con hasta tres años de cárcel a quienes siendo mayores de edad mantengan relaciones sexuales con personas menores de 15 años si la diferencia entre ambos es de cinco o más año. Además, la nueva legislación prohíbe la inscripción de matrimonios de que incluyan a personas menores de edad ante el Registro Civil.