Inversionistas chinos confirman visitas al país para identificar oportunidades de negocio, según Comex

negocios​Presidente Solís abogó por una mayor integración cultural y educativa en las relaciones de los países de América Latina con China

Inversionistas chinos visitarán el país en los próximos meses para identificar oportunidades de negocios en Costa Rica.

El anunció surgió luego de que el presidente, Luis Guillermo Solís y el ministro de Comercio Exterior, Alexander Mora participaran en la Cumbre Empresarial China, América Latina y CELAC este miércoles.

El ministro de Comercio Exterior, Alexander Mora, afirmó que producto de la reunión con empresarios en el foro, “algunas empresas están programando visita a Costa Rica para identificar oportunidades", aunque no adelanto nombres de las empresas o posibles fechas.

presidente, luis guillermo solís

En la misma actividad, el Presidente ofreció un discurso en el que destacó el papel preponderante de China en las relaciones comerciales con América Latina que en la última década ha multiplicado por diez las ganancias para la región y produjo $260 mil millones solo en el 2013.

Solís afirmó en su participación ante los empresarios chinos que además de fortalecer las relaciones comerciales con el país asiático, los países de América Latina deben buscar intercambios culturales, educativos y sociales que permitan mejorar los entornos de cada nación.

“Compartimos la aspiración de seguir creciendo utilizando el comercio y la inversión como herramientas inequívocas para construir un desarrollo sostenible y humano, cada vez más inclusivo en beneficio de nuestros habitantes, porque al final el esfuerzo productivo debe tener como objetivo central a la persona y al bienestar de la sociedad", agregó Solís en su discurso.

El Presidente, quien está en China desde el domingo 4 de enero, mantendrá una reunión bilateral con su homólogo ecuatoriano, Rafael Correa este jueves y participará en la inauguración del Foro de Ministros CELAC y China.

Además, se reunirá con el primer ministro de China, Li Kegiang y con el presidente de la Asamblea nacional Popular de china, Zhang Dejiang.