En La Reforma y el Buen Pastor, la poesía abre la celda a decenas de privados de libertad

literatura​“Cosecha al otro lado del sol” y “Palabras libres” son los talleres en cuyo seno los reclusos cincelan palabras en forma de versos

Poetas privados de su libertad por delitos que no son pertinentes en esta historia, porque esta es la historia de decenas de creadores de los centros penitenciarios El Buen Pastor y La Reforma que trabajan -o en su propia jerga "tallerean"- sus escritos en espacios dedicados a la expresión literaria.

Desde hace 6 años, la Fundación Casa de Poesía ha sido la entidad encargada de abrir surco creativo en La Reforma mediante un taller que lleva por nombre "Cosecha al otro lado del sol", mientras que en el Buen Pastor, la Asociación Costarricense de Escritoras (ACE) ha llevado a cabo esta misma tarea durante 3 años en el espacio denominado "Palabras libres".

AmeliaRueda.com fue testigo de dos sesiones en las cuales hombres y mujeres de estas dos prisiones se liberan a través de la palabra, puliendo sus textos fuera de las celdas, en el área educativa.

Coinciden en que así han crecido, se desahogan y exteriorizan sus vivencias al darle forma a poemas sobre el amor y el desamor, el odio, la soledad, preocupaciones y, sí, la ausencia de libertad.

Esta escritura a veces directa, ruda y realista, a veces sentimental, fantasiosa y desesperanzada, es siempre profunda e introspectiva. Sino que lo digan sus propios versos.