¢75 mil millones financiarán obras de reconstrucción tras emergencia en ocho cantones caribeños

inversión Daños ocurrieron por inundaciones y deslizamientos por temporal y sistema de baja presión que atravesó el país en junio anterior

La recuperación de obras públicas como carreteras, puentes, centros educativos y sistema de acueductos afectados por el temporal que azotó el Caribe y la Zona Norte en junio anterior costará ¢75 mil millones.

Así lo establece el Plan General de Emergencia, después de la valoración de los daños en siete cantones de Limón (Sarapiquí, Limón, Pococí, Siquirres, Talamanca, Matina y Guácimo) y Turrialba, Cartago.

El presidente ejecutivo de la Comisión Nacional de Prevención de Riesgos y Atención de Emergencias (CNE), Iván Brenes, detalló que ya cuentan con el dinero que proviene de instituciones públicas y del Fondo Nacional de Emergencias.

El 29 por ciento de los recursos se destinarán a la reconstrucción de carreteras, es decir, ¢21.631 millones para el arreglo de las vías cantonales y nacionales afectadas.

También se cuenta con ¢15.812 millones para la reparación de puentes, ¢17.926 millones para ríos y quebradas, además se destinarán ¢4.268 millones para la recuperación agropecuaria en los cantones caribeños.

Desde junio hasta setiembre se han invertido ya cerca de ¢10 mil millones para obras de mayor urgencia.

El dinero restante será destinado a obras en alcantarillas, obras correctivas, centros educativos, edificios públicos, ambiente, energía, vivienda y sistemas de agua.

Brenes señaló que las instituciones y municipios se harán cargo del dinero, según sus competencias. Añadió que los desembolsos se harán a proyectos específicos, por lo que podrán llevar un control del destino de los fondos.

Por ejemplo, en el arreglo de sistemas de agua potable afectados será el Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) o el acueducto local la unidad ejecutora de las mejoras, según corresponda.

La meta planteada por la CNE es que antes de que finalice la actual administración se pueda concluir el total de las obras de recuperación.

El dinero para la atención de la emergencias surge del superávit de las instituciones. Brenes comentó que algunos programas de las instituciones del Estado podrían verse afectados, ya que requieren recuperar la inversión que se va a realizar, aunque no detalló cuáles entidades.

El pasado 30 de junio el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, firmó la declaratoria de emergencia nacional para atender los daños provocados por las lluvias en el Caribe desde el domingo 21 de junio.