Manual sobre conservación vial para ingenieros del CONAVI estará listo en mayo

El manual para los ingenieros del Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) que la Contraloría General de la República (CGR) le solicitó, en septiembre pasado, al Laboratorio Nacional de Materiales y Modelos Estructurales (Lanamme) estará listo en mayo, aseguró el director del Programa de Infraestructura del Transporte (PITRA), del Lanamme, Luis Guillermo Loría.

El Lanamme solicitó una prórroga de 4 meses al plazo inicial, dado por el ente contralor para redactar y revisar el instructivo. En enero pasado, cuando venció el plazo, el manual “aún no estaba completo“, aseguró el doctor en Pavimentos del Laboratorio de la Universidad de Costa Rica.

Loría indicó que faltaba afinar detalles, mejorar la redacción y dejar bien definidos todos los conceptos.

director de pitra, luis guillermo loria

El funcionario de Lanamme explicó que en la revisión del protocolo, antes de enviarla a la Contraloría General de la República, participan representantes del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) y el propio CONAVI.


director de pitra, luis guillermo loria

Agregó que se trata del Manual de Especificaciones Generales para la Conservación de Caminos, Carreteras y Puentes y explicará aspectos básicos de conservación vial.

Por ejemplo, el documento le indicará a los ingenieros del Consejo Nacional de Vialidad cómo realizar labores básicas en carretera, como los bacheos, recarpeteos y chapeas.

La solicitud del ente contralor se dio después de que una investigación revelara que el Estado costarricense pagó ¢5.800 millones por las mejoras en el trayecto entre el aeropuerto Juan Santamaría y el cruce de Manolo’s, en La Garita de Alajuela, pero las obras se realizaron sin planos, sin estudios básicos de ingeniería ni topográficos y sin la verificación de la calidad de las obras.

Además, la Contraloría señaló inconsistencias en el cártel de licitación pública y destacó que más de un 70% de los recursos originalmente destinados para arreglar 207 kilómetros en el norte de Alajuela, se usaron en arreglos de apenas 7,1 kilómetros en la autopista Bernardo Soto.