No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación
    • VozYVoto.org
    • DataBaseAR.com

Morales Zapata: Nunca hablé en nombre del Presidente en tema del cemento chino

​El legislador indicó que desconoce por qué viceministro de Hacienda intuyó lo contrario.

"Nunca hablé en nombre del Presidente". Con esas palabras el diputado independiente Víctor Morales Zapata contradijo al viceministro de Hacienda, Fernando Rodríguez, en el tema del desalmacenaje de cemento chino del empresario Juan Carlos Bolaños.

El congresista, quien fue obligado a salir de la fracción oficialista cuando se dieron a conocer sus vínculos con el importador, fue categórico en rechazar que medió por el Gobernante en las gestiones ante Aduanas para facilitar el desembarque del material.

"He dicho la verdad: nunca le dije al viceministro Fernando Rodríguez que hablaba en nombre del Presidente", reiteró Morales.

En una comparecencia previa el Viceministro indicó que cuando se involucró en las gestiones del desembarque lo hizo a petición del diputado, quien le hablaba a su vez por el Presidente.

En mensajes de WhatsApp enviados al director de Aduanas el año anterior, Benito Coghi, Rodríguez le indicó que si agilizaba los trámites en favor de la empresa de Bolaños se ganaría "puntos" en Casa Presidencial y en otra oportunidad le dijo que el "Gran Jefe" estaría satisfecho si se resolvía el asunto.

En todo momento, el Viceministro hizo estas aseveraciones creyendo, según declaró, que Morales hablaba por el Gobernante.

El diputado dijo que desconoce por qué Rodríguez asumió lo anterior, sin embargo, admitió que en un mensaje que le envió el Viceministro posterior al desembarque que procedería a informarle "al jefe" la diligencia.

El congresista del Partido Acción Ciudadana (PAC), Ottón Solís, indicó que ante esta situación si Morales está diciendo la verdad quiere decir que Rodríguez estaban mintiendo, sí estaba tramitando solicitudes desde Casa Presidencial para favorecer a Bolaños y el Mandatario estaba al tanto de la situación.

El legislador rechazó esos señalamientos.

El mismo Presidente tuvo que reaccionar semanas atrás cuando se dio a conocer este tema y rechazó que Morales u otro diputado hablara a nombre de él.

Vínculos con Bolaños

Morales rechazó cualquier injerencia o tráfico de influencias tanto en el cambio del reglamento como en el otorgamiento de créditos bancarios a la empresa Sinocem de Bolaños.

El diputado relató que el primer contacto que tuvo con el empresario fue vía telefónica para expresarle sus inquietudes con relación a las trabas que existían en el mercado del cemento.

Lo vio en persona por primera vez en una reunión en la Asamblea Legislativa que se llevó a cabo a finales del 2014 con otros diputados como el libertario Otto Guevara, así como los socialcristianos Johnny Leiva y Luis Vásquez. Él se hizo acompañar del exlegislador Henry Mora.

Consultado sobre quién lo convocó, el independiente indicó que no lo recuerda, al igual que lo dijeron los congresistas del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC).

En la reunión fue de carácter informativo donde el empresario les habló de la situación del mercado del cemento y las dificultades para romper con el duopolio.

Sobre este punto, Morales señaló que al tratarse de uno de los objetivos que tenía el Gobierno tuvo interés en el tema.

A partir de allí comenzó a investigar sobre el mercado del cemento y buscar los mecanismos para abrir el mercado.

"La conclusión es que a mí llegó a apasionarme el tema del cemento. Mantengo el interés de aprender del tema e identificar dónde están las trabas", declaró el congresista.

Morales dijo que fue a partir de allí que dirigió a las diferentes instituciones (Casa Presidencial, Ministerio de Economía, entre otros) las inquietudes sobre el tópico, sin embargo, nunca influyó en las decisiones que se tomaron.

El diputado ha sido uno de los más mencionados por los diferentes comparecientes en la comisión investigadora como uno de los enlaces en el tema del cemento.

Contra él hay una causa abierta en el Ministerio Público sobre tráfico de influencias a favor de Bolaños.

Recientemente se dio a conocer en un informe del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) que el intercambio de llamadas entre Morales Zapata y el empresario sumaron más de 600 en un año. Al respecto de esas llamadas y mensajes, el congresista se abstuvo de declarar.