Opositores vuelven a marchar en Venezuela para denunciar abusos y represión

Opositores radicales de Venezuela convocaron este sábado a nuevas protestas "contra la tortura y represión", luego que unidades antimotines detuvieron a decenas de personas, entre ellas corresponsales extranjeros, y que la televisión estatal acusó a los detenidos extranjeros de "terrorismo internacional".

Manifestantes opuestos al gobierno y la Guardia Nacional también se enfrentaron la noche del viernes en el este de Caracas, con un saldo de más de 40 detenidos, informó el Foro Penal Venezolano, que más temprano acusó a la policía por decenas de violaciones a los derechos humanos.

Dirigentes opositores convocaron a más marchas.

Los incidentes reavivaron la tensión tras 24 días de protestas con un saldo de 18 muertos, 260 heridos y un millar de detenidos.

El presidente Nicolás Maduro calificó como un intento de golpe de estado las manifestaciones iniciadas por estudiantes el 4 de febrero y a las que se sumaron dirigentes opositores radicales que piden ocupar las calles para forzar la salida del gobierno electo en abril de 2013.

El viernes en el feudo opositor de Altamira, los antimotines atacaron con chorros de agua y gases lacrimógenos a manifestantes, muchos de ellos encapuchados, que respondieron con una nutrida lluvia de bombas incendiarias.