Presidente y Ministro de Hacienda se contradicen sobre directriz contra evasión fiscal

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, y su ministro de Hacienda, el vicepresidente Helio Fallas, se contradijeron este martes sobre la derogatoria de una directriz que prohíbe la conciliación en casos de evasión fiscal.

Al mediodía, después de Consejo de Gobierno, Solís negó que ordenara levantar la prohibición emitida por la administración Chinchilla y le pidió a Fallas rectificar la información que le brindó al Diario Extra. Sin embargo, cuatro horas después, mediante un comunicado de prensa, el Ministerio de Hacienda confirmó que Solís firmó una directriz y que la interpretación jurídica "conlleva" a la derogatoria de la prohibición dictada por la administración anterior.

En su edición del martes, la Extra reveló que la directriz 30-P, firmada por Laura Chinchilla y que entró en vigencia el 19 de abril de 2012, fue derogada mediante nuna directriz rubricada por Solís el pasado 28 de mayo.

Según la información periodística, Fallas aseguró que se anuló tal lineamiento porque es incorrecto, dado que es la Procuraduría General de la República, como representante del Estado, la que debe decidir sí concilia con los evasores fiscales y no el gobierno.

Consultado al respecto, Solís explicó que lo fue se modificó fue la posibilidad de llegar a acuerdos sobre "costas sociales" y que la intención no es "socavar" las políticas contra la evasión fiscal.

En el comunicado de prensa, el Ministerio de Hacienda asegura que la directriz emitida por esta administración "no cambia la situación legal de los imputados en los procesos penales pendientes".

Además, agrega el comunicado que también fue publicado en la página de Facebook de Casa Presidencial, " el acuerdo conciliatorio implica un reconocimiento de los hechos por parte del contribuyente, sin causar perjuicio al fisco".

La medida de Hacienda generó la reacción de la expresidenta Chinchilla.

"La directriz que ahora se quiere derogar y que firmé en el año 2012 se convirtió en un poderoso símbolo de lucha contra la evasión fiscal (...) Echar para atrás esta directriz es volver a propiciar la impunidad que históricamente ha reinado en esta materia", escribió la mandataria en su página de Facebook.

Chinchilla concluyó su publicación diciendo que confía "que el Gobierno de la República, no haga efectiva la directriz emitida por el Ministerio de Hacienda. Confío en que se mantenga el llamado a las autoridades técnicas y judiciales para que eviten la impunidad en materia de evasión fiscal.