Recope se opone a metodología propuesta por Aresep para cálculo tarifario de combustibles

planteamientoEntidad propone considerar costo real de importación de gasolinas en lugar precio de referencia

La Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) se opuso a la propuesta de cambio de metodología para el ajuste de precios de los combustibles, sometido a audiencia pública el martes de esta semana por la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep), informó este miércoles el jefe de Estudios Financieros y Económicos de esa institución, Luis Carlos Solera.

JEFE DE ESTUDIOS FINANCIEROS Y ECONÓMICOS DE RECOPE, LUIS CARLOS SOLERA

Recope propone que se considere el precio real de importación de los hidrocarburos en lugar de un costo promedio, como lo plantea la Autoridad Reguladora, al momento de ajustar las tarifas de cada producto.

JEFE DE ESTUDIOS FINANCIEROS Y ECONÓMICOS DE RECOPE, LUIS CARLOS SOLERA

La Refinadora también solicitó a Aresep que se dividan los costos de importación de los gastos operativos (transporte, trasiego y distribución), de tal manera que se pueda regular la eficiencia de cada rubro por separado.

Solera indicó que esta propuesta permitirá una mayor transparencia de los procesos de Recope, aunque admitió que no necesariamente se traduciría en una rebaja en los precios de los combustibles.

Lo que propone Aresep para el cambio de metodología es que se contemple individualmente el costo de transporte de cada combustible, en lugar del absoluto como se hace actualmente.

El costo de trasladar gasolina súper, por ejemplo, es menor al diésel o el asfalto. Lo que busca el planteamiento de la Autoridad Reguladora es que es que cuando se presente un aumento en el precio por concepto de transporte no impacte de igual manera a todos los hidrocarburos.

La Aresep informó mediante su oficina de prensa que las observaciones hechas durante la audiencia pública sobre la metodología se encuentran en análisis, por lo que no se pueden referir a los argumentos presentados por los diferentes actores que participaron en el proceso.

En un plazo de 30 días, la Aresep deberá resolver los cambios que requerirá el modelo tarifario antes de ser publicado en el diario oficial La Gaceta para su entrada en vigencia.