Revelan carta intimidatoria en la que el FBI llama "bestia anormal" a Martin Luther King y lo insta a suicidarse

publicación​El documento se publicó íntegramente y por primera vez el miércoles en el diario New York Times

Una carta enviada por el FBI a Martin Luther King en 1964 y publicada en su totalidad el miércoles por el diario The New York Times califica al pastor de "diablo" y "bestia anormal", y lo amenaza con revelar infidelidades, presumiblemente para conducirlo al suicidio.

El Senado estadounidense confirmó diez años después que la carta anónima, redactada en una máquina de escribir, salió del FBI. El texto pretendía hacer creer que su autor era un militante del movimiento por los derechos civiles, al hacer referencia entre sus líneas a "nosotros, los negros".

Esta carta, de una página y particularmente virulenta, fue enviada al gran defensor de los derechos civiles en 1964, y en ella lo tratan como un "completo impostor", "diablo y "bestia anormal".

El documento se publicó íntegramente y por primera vez el miércoles en el diario New York Times e ilustra la hostilidad de la policía federal estadounidense, entonces dirigida por el implacable J. Edgar Hoover, hacia el movimiento defensor de los derechos civiles y Luther King.

Según el diario, la carta había sido escrita por un adjunto de Hoover, William Sullivan, y enviada al líder negro acompañada de una grabación de audio como prueba de que el pastor había tenido relaciones extramatrimoniales.

"Escúchate a ti mismo, repugnante, animal anormal", dice la carta. "Tú has sido grabado, todos tus actos de adulterio, tus orgías sexuales desde hace tiempo. Esta es una pequeña muestra", sigue.

La carta sugiere entonces: "Sólo te queda una cosa que hacer. Sabes cuál es", en una aparente exhortación a que se suicide.

Cuando recibió esta carta, Luther King le dijo a amigos que alguien quería que se suicidara, indicó el NYT.

"Tú no podrías creer en Dios y actuar como lo haces", acusa el texto.

Este hecho revela cuán paranoico se volvió el FBI bajo la dirección de J. Edgar Hoover, cuyo nombre se usó para bautizar el gran edificio donde actualmente se localiza la agencia estadounidense en Washington.

Hoover creía que Luther King estaba influenciado por comunistas y, en reciprocidad, el líder lo acusaba de no poder poner fin a la violencia contra los negros en los estados segregacionistas del sur.

El año precedente, en 1963, Luther King había pronunciado su discurso más célebre, "I have a dream" ("Tengo un sueño) en Washington en medio de una masiva concentración.

Esta gran movilización allanó el camino para la Ley de los Derechos Civiles en 1964, contra las principales discriminaciones raciales.

Martin Luther King fue asesinado a los 39 años, el 4 de abril de 1968 en Memphis (sureste).