Sin Sala IV, “los que tenían el poder hacían lo que querían”, dice su presidente al anunciar retiro

opiniónEl magistrado Gilbert Armijo se acogerá a su pensión a partir del 1 de noviembre, tras 34 años de servicio en el Poder Judicial

El presidente de la Sala Constitucional, Gilbert Armijo, se acogerá a partir del 01 de noviembre a su pensión, tras 34 años de laborar en el Poder Judicial y 13 años de fungir como magistrado propietario de este Tribunal.

Al anunciar su retiro, conversó con AmeliaRueda.com y reflexionó sobre los logros de este órgano constitucional, las críticas y retos que enfrenta.

"Antes de la Sala Constitucional los que tenían el poder hacían lo que querían. No había un límite real", opinó Armijo, que defendió que este Tribunal atiende al ser humano, tutela sus derechos básicos y ordena que se corrijan errores.

Presidente Sala Constitucional, Gilbert Armijo

"La Sala funciona como válvula de escape para las presiones de tipo social", manifestó citando como ejemplos el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos, el Proyecto Minero, la reelección presidencial y la reproducción asistida de fertilización in vitro.

PRESIDENTE SALA CONSTITUCIONAL, gilbert armijo

Para Armijo, uno de los mayores logros de la Sala Constitucional es que ha sabido adaptarse a los cambios de los tiempos, pasando de la materia penal a temas como el acceso a la información y la salud.

"Nosotros reinventamos en este país una nueva forma de proteger a los más desvalidos y poder enfrentarlos incluso con los más poderosos", rescató el magistrado saliente.

A criterio del presidente de la Sala Constitucional, los magistrados escuchan al ciudadano de a pie, al que no cuenta con un defensor, pero se enfrenta a una situación apremiante que afecta sus derechos fundamentales, y esa, señala Armijo, es la característica más importante del Tribunal.

PRESIDENTE DE LA SALA CONSTITUCIONAL, GILBERT ARMIJO

El magistrado se va en paz, dice. "Yo siento que no tengo nada pendiente. Hice todo lo que se podía hacer" y lo que no se pudo fue "porque no es el momento histórico".

Siguiente paso

Una vez que se retire del Poder Judicial, Armijo indicó que continuará con su labor como docente en la Universidad de Costa Rica (UCR) y en la Universidad Nacional Estatal a Distancia (UNED).

La Corte Plena debe comunicar su retiro a la Asamblea Legislativa para que el Congreso convoque la elección del nuevo magistrado.

Mientras se lleva a cabo este proceso, la presidencia queda en manos del magistrado más antiguo, que en este caso sería Néstor Jinesta Lobo. Otra opción es que se realice un nombramiento provisional.