Salud inspeccionará pozos en zonas afectadas por lluvias para evitar brotes de enfermedades

revisión​Agua estancada también tomará la atención de las autoridades

Cuando pase el temporal en la Zona Norte y el Caribe, el Ministerio de Salud inspeccionará pozos de agua en las comunidades afectadas para evitar brotes de enfermedades infecto-contagiosas.

El ministro de Salud, Fernando Llorca, explicó que también estarán atentos para eliminar la acumulación de aguas estancadas y evitar los criaderos de zancudos transmisores de padecimientos como el dengue y chikungunya.

Las inspecciones se llevarán a cabo en conjunto con las diferentes municipalidades en las comunidades que han tenido mayor afectación, pero deberán esperar a que primero bajen los fuertes aguaceros.

El funcionario explicó que este trabajo se hará en pozos comunales y en los que se encuentran en los hogares, ya que la acumulación de agua en el suelo podría absorber en estos espacios de almacenamiento componentes contaminantes.

En uno de los cuatro albergues que se mantienen en Sarapiquí se emitió una alerta por brote de diarrea, sin embargo, después de una valoración por parte de funcionarios de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), se descartó.

Los expertos en salubridad recomiendan a las personas que consumen agua de pozo hervir primero el líquido antes de tomarlo, con el fin de eliminar eventuales bacterias que puedan estar presentes.

Además, solo se debe ingerir el líquido que no tenga olor o color.

Salud ha emitido órdenes en las diferentes zonas afectadas por las lluvias para que se haga un manejo inocuo de los alimentos y agua para las personas damnificadas.

Hasta el momento, la atención en salud se ha enfocado en las personas afectadas por las lluvias y que padecen enfermedades crónicas, mujeres embarazadas o personas con discapacidad, con el fin de que reciban los medicamentos que requieren y las mejores condiciones que por su situación necesitan.