"Si no hubiera contradicciones en el gobierno, me llamaría Adolf", dice Solís

informe​Presidente bromeó con las contradicciones que le atribuyen a su gestión

El presidente Luis Guillermo Solís reconoció la existencia de discrepancias en el seno de su gobierno, pero también las defendió.

Como ejemplo de esas contradicciones, Solís citó el tema energético, para el cual convocó a una mesa diálogo con todos los sectores.

La respuesta la ofreció a una serie de preguntas y preocupaciones que le manifestó la ambientalista Eva Carazo en el periodo de preguntas. Una de las preocupaciones que puntualizó Carazo es el proyecto hidroeléctrico Diquís, en la Zona Sur, por el daño ambiental que podría provocar y la afectación a comunidades indígenas.