Temor por nueva escalada de violencia en el este de Ucrania tras llegada de militares rusos

armamento​Unión Europea instó a Moscú a retirar tropas y a impedir envío de refuerzos a zonas rebeldes

Militares rusos se dirigían este lunes al feudo separatista de Donetsk, en el este de Ucrania, y suscitaron temores de que vuelva a estallar un conflicto total en la región dominada por los rebeldes prorrusos.

Periodistas de la AFP vieron este lunes cerca de Donetsk a un convoy con 28 camiones militares sin matrícula, 14 de los cuales arrastraban cañones, y seis carros de combate.

La Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) -encargada de supervisar la aplicación del alto el fuego firmado el 5 de septiembre entre Kiev y los separatistas- denunció la llegada de convoyes militares a Ucrania "con un importante número de armas pesadas, carros de combate y tropas sin insignias".

"La OSCE no indicó la pertenencia de esos equipos y tropas, pero los militares ucranianos no tienen ninguna duda al respecto", declaró el domingo el portavoz militar Andri Lysenko, en una clara alusión a Rusia.

La Unión Europea, por su parte, instó a Moscú a retirar sus tropas de Ucrania y a impedir el envío de refuerzos a zonas rebeldes.

Una semana después de las elecciones separatistas organizadas en los territorios controlados por los rebeldes, crece el temor de que el alto el fuego quede totalmente anulado y que siga este conflicto, que ha costado la vida a unas 4.000 personas en casi siete meses, según Naciones Unidas.