No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

Terremoto de magnitud 7,5 sacude el centro de Indonesia

​Todavía no se tiene información sobre víctimas

Un fuerte terremoto de magnitud 7,5 sacudió este viernes la isla de Célebes, en el centro de Indonesia, anunció el Instituto Geológico de Estados Unidos, pero de momento no se tenía ninguna información sobre posibles víctimas.

El movimiento, que se registró a una profundidad de 10 kilómetros, golpeó el centro de la isla horas después de un primer sismo menos fuerte que dejó al menos un muerto en la misma región.

El último temblor ha sido de mayor magnitud que la serie de terremotos que causaron este mismo año centenares de muertos en la isla de Lombok.

Lea: Se eleva a 555 la cifra de muertos en Indonesia producto de dos terremotos y las réplicas.

La agencia indonesia de gestión de catástrofes había lanzado una alerta de tsunami, pero luego retiró la advertencia.

El terremoto de este viernes tuvo su epicentro a 78 kilómetros al norte de la ciudad de Palu, capital de la provincia de Central Sulawesi, pero se sintió a 900 kilómetros al sur, en la isla de Makassar.

Lisa Soba Palloan, una residente de Toraja, a unos 175 kilómetros al sur de Palu, dijo que la gente sintió varios temblores este viernes.

"El último fue el más fuerte", dijo. "Todo el mundo abandonó sus casas, gritando de miedo".

Indonesia, un archipiélago de 17 mil islas e islotes, se encuentra en el cinturón de fuego del Pacífico, una zona de intensa actividad sísmica.

Los sismos que sacudieron el pasado verano boreal la isla indonesia de Lombok dejaron 555 muertos y unos 1.500 heridos.

El 26 de diciembre de 2004, Indonesia sufrió una serie de devastadores sismos, uno de ellos de magnitud 9,1 en la isla de Sumatra. Este temblor motivó un gran tsunami que provocó la muerte de 220 mil personas en la región, 168 mil de ellas en Indonesia.

En 2006, casi seis mil fallecieron en un violento sismo que golpeó la isla de Java. Ese terremoto, de magnitud 6,3 según el USGS, se produjo en una poblada zona al sur de la gran ciudad universitaria de Yogyakarta y provocó unos 38 mil heridos.