Tricolor durmió mal tras su llegada a Brasil, por lo que descansará el resto de este martes

Santos, Brasil.

Los vuelos y los traslados en bus una vez que llegaron a Brasil les pasaron factura a los jugadores de Selección Nacional.

Los seleccionados durmieron mal la madrugada de este martes, por lo que se mostraban cansados después del entrenamiento en el estadio Vila Belmiro.

Por ello, para lo que queda de este martes los jugadores guardarán reposo.

El cuadro patrio llegó la noche de este lunes a Brasil después de casi 10 horas de vuelo, posteriormente tardaron dos horas en autobús para llegar a la ciudad de Santos al este de Sao Paulo. Todo el viaje -dijo el director técnico Jorge Luis Pinto- tiene a los jugadores cansados.

Aún así, Pinto aseguró que no consideraba pertinente bajar el ritmo que venía manteniendo el equipo en Costa Rica y por eso decidió entrenar la mañana de este martes.

El director técnico dijo - en el Hotel Mendez Plaza, donde se hospeda la Selección- que los jugadores pasarán el resto del día viendo películas, jugando juegos de mesa y realizando actividades tranquilas.

Para este miércoles los seleccionados retomarán su ritmo de dos entrenamientos, el primero será a las 9 de la mañana el cual será abierto a la prensa, y por la tarde a las 3 lo harán a puerta cerrada.