Construcción de casas de interés social mejoró durante los últimos seis años, según informe del CFIA

Vivienda​Un 50% de las viviendas evaluadas deben mejorar las instalaciones sanitarias

Las viviendas de interés social se construyen mejor que hace seis años. Así lo revela la VIII Auditoría de Vivienda de Interés Social elaborada por el Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos (CFIA).

Esta auditoría se realiza con el fin de evaluar la calidad de las soluciones de vivienda que se entregan a los sectores de más escasos recursos y sirve para corroborar la administración del dinero del Sistema Financiero Nacional para la Vivienda (SFNV).

Este informe revela una mejora en la construcción de viviendas de interés social, con respecto al 2008. Por ejemplo, los sistemas de evacuación pluvial muestra un desempeño del 97 por ciento, es decir, aumentó 38 puntos porcentuales con respecto a la última auditoría.

También se evidencia un avance en la construcción de los sistemas eléctricos. Este año, se observa un cumplimiento de 86,5 por ciento, mientras que hace seis años era de 68,5 por ciento.

De acuerdo con el CFIA, el cumplimiento en instalaciones sanitarias (fregadero, baños y pilas) aumentó 40 puntos porcentuales. A pesar del avance, la mitad de las viviendas deben mejorar este aspecto.

El director ejecutivo de la entidad, Olman Vargas, manifestó que los resultados del estudio generan varias preocupaciones. Una de ellas es la existencia de personas que logran ampliar su vivienda en poco tiempo.

“Esta situación nos podría estar indicando que hay personas que reciben el bono de vivienda sin necesitarlo”, agregó.

Otra de las situaciones que preocupa al CFIA es el hacinamiento de personas en las casas de interés social.

Según los datos del informe, un 12 por ciento de las viviendas son ocupadas por grupos familiares que comprenden entre 6 y 11 miembros. En el 88 por ciento restante, habitan familias de entre una y cinco personas.

La mayoría de las casas evaluadas (97 por ciento) son habitadas por los beneficiarios del bono de vivienda, indica la auditoría. Un dos por ciento permanecen desocupadas y uno por ciento se encuentra prestada.

La mayoría de los beneficiarios del bono de vivienda dice sentirse satisfecho con su condición de vida. Un 87 por ciento de los consultados respondió que su condición de vida mejoró, mientras que un diez por ciento indicó que empeoró.

Para un tres por ciento, su condición de vida se mantiene igual después de haber recibido su vivienda.

La VIII Auditoría de Calidad de la Vivienda de Interés Social se realizó con una muestra total de 287 casas, distribuidas en 55 proyectos de todo el país.

Un equipo de 13 profesionales en ingeniería civil, ingeniería en construcción, ingeniería eléctrica y arquitectura realizaron las visitas.

Los resultados del estudio se entregaron al Ministerio de Vivienda y Asentamientos Humanos (MIVAH) y al Banco Hipotecario de la Vivienda (BANHVI).