No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación
Fotografía del Boeing 737 Max 8 en un aeropuerto de Noruega

Costa Rica prohíbe los aviones Boeing 737 MAX 8 y 9 en su espacio aéreo

​Modelo estuvo involucrado en dos accidentes mortales en los últimos cinco meses

Costa Rica cerró este miércoles su espacio aéreo a los Boeing 737 MAX 8, el modelo de avión que se vio involucrado en dos accidentes mortales en los últimos cinco meses.

De esa manera lo confirmó el director de Aviación Civil, Guillermo Hoppe, en una conferencia de prensa que se dio luego de un análisis con las autoridades en la materia de los otros países de Centroamérica.

Lea: Una quincena de países prohíben volar a los Boeing 737 MAX tras accidente mortal.

La medida surge de manera temporal e implicará atrasos y cancelaciones de vuelos para los usuarios, señaló el jerarca.

Según información de Aviación Civil, cinco aerolíneas que tienen operaciones en Costa Rica utilizan los aviones Boeing 737 MAX 8: American Airlines, Southwest, Sunwing, Copa y Aeroméxico. Estas dos últimas compañías anunciaron que suspendieron los vuelos con ese tipo de aeronaves.

Con esa disposición, el país se sumó a una creciente lista de naciones que impidieron las operaciones del modelo B737 MAX 8. Esto después de que el domingo un ejemplar se estrellara en Etiopía con 157 pasajeros, de los cuales ninguno sobrevivió.

Entre los territorios que prohibieron el modelo desde el martes destacan la Unión Europea (UE) y China. Este miércoles se sumaron al listado Canadá y Estados Unidos.

La última de las naciones inicialmente había respaldado -a través de su presidente, Donald Trump- al fabricante Boeing pero, a partir de nueva prueba encontrada en el sitio del siniestro y nueva información satelital, decidió revertir la decisión y anunciar un plan para mantener en tierra los B737 MAX 8 y 9.

El 29 de octubre de 2018, otro ejemplar del modelo se estrelló en el mar de Indonesia, matando a las 189 personas que viajaban a bordo.

Pese a las dos tragedias, el presidente y director ejecutivo de Boeing, Dennis Muilenburg, manifestó tener "confianza total" en la seguridad del avión y dijo que su compañía continúa sus esfuerzos por "entender la causa de los accidentes en coordinación con los investigadores, implementando mejoras de seguridad y ayudando a asegurar que esto no vuelva a pasar".