No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

"Estoy anuente a que esa Procuraduría conozca cualquier apelación", dice Solís sobre desestimación

​"Personalmente habría sido el más interesado en incluir las conclusiones del informe absolutorio en mi rendición de cuentas del Dos de Mayo", añadió.

"A pesar de haber sido ya absuelto por la Procuraduría de la Ética, en el ánimo de la máxima transparencia que confirme la probidad de mis actuaciones como Presidente de la República, estoy anuente a que esa Procuraduría conozca cualquier apelación a su resolución que pueda surgir de la Asamblea".

De esa manera reaccionó el exmandatario Luis Guillermo Solís Rivera (2014-2018) a la revelación de aparentes irregularidades que impidieron a los diputados hacer apelaciones o presentar recursos de revocatoria al informe de la Procuraduría de la Ética Pública (PEP) de recomendar que se desestimara un señalamiento en su contra por el caso del cemento chino.

Los problemas giran en torno a que el documento estaba incompleto cuando fue remitido por parte del expresidente del Congreso, Gonzalo Ramírez Zamora, a la Dirección Ejecutiva en el último día de labores -30 de abril- de la integración 2014-2018, sin oportunidad de que alguno de los entonces congresistas pudiera presentar una apelación en los tres días siguientes.

Quince días más tarde, la actual presidenta de la Asamblea Legislativa, Carolina Hidalgo Herrera, conoció de la situación y pidió al órgano procurador que enviara una copia del informe completo para remitirlo al pleno de legisladores sin periodo para revocatorias.

"Es deplorable que las autoridades políticas y administrativas de la Asamblea Legislativa de ese entonces no hubieran trasladado de inmediato al Plenario Legislativo el informe absolutorio. Este asunto pudo haber sido conocido en la sesión del Plenario celebrada el 30 de abril", manifestó Solís en una publicación colgada en su perfil de Facebook este jueves.

Añadió: "Personalmente habría sido el más interesado en incluir las conclusiones del informe absolutorio en mi rendición de cuentas del Dos de Mayo. Es absurdo pensar lo contrario".

El caso motivó a Hidalgo a ordenar una investigación interna del parlamento, para determinar porqué el documento carecía de dos folios y quien es el responsable de que estos se perdieran.

También se vio comprometida a enviar al procurador de la Ética Pública, Rónald Víquez Solís, una carta consultándole su criterio técnico para que se determinen cuáles eran los plazos aplicables para presentar apelaciones respecto al informe del expresidente Luis Guillermo Solís Rivera y si "jurídicamente es viable abrir un nuevo plazo para este tipo de actuaciones".

Fotografía: Carolina Bello