FBI reconoce errores que sustentaron condenas a muerte en EE.UU.

DECLARACIÓN​Condena de 60 personas a pena capital, 3 de ellas ya ejecutadas, podría haberse basado en análisis errados

El FBI reconoció este domingo haber cometido errores en el pasado en análisis científicos que sustentaron condenas a muerte y ejecuciones de varios prisioneros, en respuesta a un informe de la Inspección General (OIG) de julio pasado.

Según el informe de la OIG, publicado en julio de 2014, la condena de 60 personas a la pena capital, tres de las cuales ya fueron ejecutadas, podría haberse basado en análisis científicos errados y testimonios dudosos.

La policía federal reconoce "errores de científicos del FBI en el análisis de cabellos mediante microscopio o informes de laboratorio" en casos criminales.


Esto "no volverá a ocurrir y el FBI utiliza ahora análisis de ADN mitocondrial (transmitido por la madre) de los cabellos además de los análisis con microscopio", según un comunicado conjunto del Departamento de Justicia y del FBI, del que depende.

De acuerdo con el Departamento y el FBI, existe un compromiso a garantizar la veracidad de los análisis futuros de cabello y el mayor de los rigores en los análisis criminales", al igual que el despliegue de los "medios considerables" para este fin.

En su comunicado, "el Departamento y el FBI se comprometen a garantizar que los prisioneros involucrados sean notificados de los errores pasados y que se haga justicia en cada caso".