Hombre intentó sin éxito convertirse en el primer refugiado del planeta debido al cambio climático

Migración​Ioane Teitiota y su esposa, Angua Erika, han estado luchando contra la deportación a Kiribati desde 2011

Nueva Zelanda reenvió a la República de República de Kiribati a un habitante de este archipiélago del Pacífico amenazado por la subida del nivel del mar, quien durante 4 años intentó convertirse en el primer refugiado climático del planeta.

Ioane Teitiota, de 39 años, fue devuelto a su país, de 40.000 habitantes, junto a su esposa y a sus tres hijos, tras agotar todos los recursos judiciales para continuar en Nueva Zelanda, anunció este jueves uno de sus allegados.

El hombre reclamaba el estatuto de refugiado, ya que su vida, la de su mujer y las de sus tres hijos nacidos en Nueva Zelanda corrían peligro en Kiribati. Zonas enteras del archipiélago, una treintena de atolones coralinos, son a menudo invadidas por el océano.

"El cambio climático es una forma de persecución y hemos intentado salvar a esta familias pidiendo el asilo en Nueva Zelanda", declaró en Radio New Zealand el reverendo Iosefa Suamalie, uno de los numerosos apoyos de la familia.

"En Kiribati, no hay vida, no hay esperanza. Enviamos a los niños a un lugar que no es seguro para ellos", lamentó.

La Corte Suprema estimó en julio que Teitiota no respondía a los criterios para obtener el estatuto de refugiado que, según Naciones Unidas, se le otorga a quien está amenazado de persecución en su país natal.

Aunque el alto tribunal neozelandés ha reconocido que las islas Kiribati se enfrentan "incontestablemente a desafíos" climáticos, también estimó "Teitiota no corría un 'grave peligro'" en su país de origen.

Llegado a Nueva Zelanda en 2007, este hombre había sobrepasado el período de validez de su visado, cuando en 2011 llamó la atención de la policía por una infracción menor.

El primer ministro neozelandés, el conservador John Key, rechazó a principios de semana un último llamado de Teitiota. "No es un refugiado, es alguien que sobrepasó el periodo de estancia autorizado", indicó.

Kiribati forma parte de los Estados insulares, junto a Maldivas, Tuvalu y Tokelau, cuya supervivencia está amenazada por el cambio climático, según Naciones Unidas. Tras un alza media de 20 centímetros en el siglo XX, los océanos deberían aumentar entre 26 y 86 centímetros más antes de 2100 respecto a la media 1986-2005, según el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC).