Hospital México traslada operaciones de cáncer al INS y neurocirugías a Heredia

PLAN Cierre de quirófanos del Hospital México provoca que se dejen de atender cerca de 45 cirugías diarias

Un mes y una semana después del cierre de 14 salas de cirugías en el Hospital México, el centro médico logró un acuerdo para operar pacientes urgentes con cáncer en el Hospital del Trauma del Instituto Nacional de Seguros (INS) y realizar neurocirugías en el Hospital San Vicente de Paúl en Heredia.

La gerente médica de la Caja Costarricense del Seguros Social (CCSS), María Eugenia Villalta, explicó que el acuerdo con el Hospital del Trauma permitirá atender cirugías de mediana y alta complejidad que no se realizan en el México.

Como plan de continencia, este jueves iniciarán las operaciones en dos quirófanos del Hospital del Trauma con pacientes provenientes del Hospital México.

En el Hospital del Trauma del INS se atenderán intervenciones de cáncer, lesiones cerebro vasculares, lesiones de columna, lesiones hepáticas y vías biliares complejas y cirugías no extremadamente complejas de pulmón o corazón.

Además, se utilizarán los quirófanos del Hospital San Vicente de Paul en Heredia para realizar neurocirugías que no se pueden hacer en el México

Los 14 quirófanos del Hospital México y tres salas de parto permanecen cerradas desde el 24 de julio debido a problemas en las instalaciones eléctricas que ponen en riesgo el uso de algunos equipos especiales y que son insuficientes para la demanda de cirugías del centro médico.

Tras el cierre de las salas, la capacidad de operar del Hospital México se redujo al 50 por ciento -pasó de 90 cirugías diarias a 45- lo que provocó que algunos pacientes de ortopedia y especialidades de menor urgencia tuvieran que esperar más tiempo para ser atendidos.

El primer plan de contingencia consistió en habilitar tres salas temporales para operaciones de baja complejidad en el Hospital México, además de dos quirófanos de la Clínica Oftalmológica y dos más en el Centro Nacional de Rehabilitación (CENARE). Sin embargo, solo se lograron realizar 35 operaciones de las 90 que están programadas diariamente.

De acuerdo con el director del Hospital México, Douglas Montero, a la fecha se perdieron cerca de 1.000 operaciones por el cierre de los quirófanos.

Montero aseveró que en todas las especialidades se cancelaron cirugías a diario, las más afectadas son cáncer, neurocirugía y cirugía de tórax, aunque los pacientes que deben ser intervenidos antes de 30 días se refieren a Hospitales como el San Juan de Dios y el Calderón Guardia.

La Contraloría General de la República (CGR) autorizó el pasado 21 de agosto una contratación directa y abreviada por ¢100 millones para que el Hospital México pueda adaptar nueve salas provisionales como quirófanos mientras se reparar sus 14 salas por completo.

El Director del centro médico precisó que la situación de atrasos en cirugías no se normalizará hasta centros de tres meses cuando cuenten con los nueve quirófanos provisionales listos, de momento no se logrará cubrir las 90 operaciones diarias con los planes de contingencia.