Migrante tica cumplirá sueño de estudiar en EE.UU. tras recibir residencia

#buenasnoticias​Joven originaria de Naranjo de Alajuela fue beneficiada con programa estadounidense para regularizar estatus migratorio

La migrante costarricense, Mayra Hidalgo, cumplirá su sueño de continuar con sus estudios universitarios en Estados Unidos, tras recibir hace dos meses la residencia permanente en ese país.

Hidalgo es una de los cientos de jóvenes "dreamers" (soñadores) beneficiados por un decreto ejecutivo de agosto del año pasado del presidente, Barack Obama, que les permite a hijos de extranjeros regularizar su estatus migratorio. La reforma migratoria de Obama fue suspendida temporalmente este martes por un juez de Texas.

La tica, originaria de Naranjo de Alajuela, llegó desde muy pequeña a Estados Unidos, donde cursó sus estudios de primaria y secundaria.

En entrevista con AmeliaRueda.com, Hidalgo narró que siempre tuvo como meta tener buen rendimiento académico para agradecer a sus padres el sacrificio por el cual tuvieron que pasar como inmigrantes irregulares por más de 20 años.

La naranjeña de 23 años forma parte de la Junta Directiva de United We Dream, que es la organización de jóvenes indocumentados más grande del país norteamericano.

Su lucha para que los jóvenes migrantes tengan la oportunidad de estudiar en Estados Unidos la llevó a ser invitada en varias universidades donde dio charlas sobre el tema. En una de estas visitas logró una beca por parte de Sara Lawrence College de Nueva York, donde actualmente estudia lengua española.

Hidalgo planea visitar el país durante las vacaciones en marzo próximo, con el fin de conocer a sus familiares en Costa Rica y reunirse con aquellos que hace más de dos años no ve.

La joven es consciente de que muchos jóvenes no han corrido la misma suerte que ella, por lo que los motiva a continuar luchando por sus sueños.

Hidalgo desea terminar su carrera actual para poder cursar un posgrado en derecho migratorio, con el fin de continuar con los esfuerzos para que otras personas indocumentadas puedan estudiar en los Estados Unidos.